El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

Richard Hill: “No hay casos de muertes por yuca amarga”

Con el objetivo de aclarar a la colectividad las informaciones que se han difundido sobre fallecimientos por ingesta de yuca amarga, el secretario de Salud del Zulia, Richard Hill, aseguró que la región no es productora de este rubro y que, por tal motivo, en la entidad no se han registrado muertes por esta causa.

No existen casos reportados epidemiológicamente de muertes por consumo de yuca amarga. Intoxicados por eso no tenemos”, subrayó Hill.

Añadió que lo que existe son casos de intoxicación por otros motivos, como por el consumo de la sal de nitro, que se encuentra en los preservantes utilizados en alimentos como los enlatados, productos altamente refrigerados o empaquetados como el arroz. Aclaró que este compuesto no tiene nada que ver con la sal comercial, ya que no tienen la misma presentación física.

Acompañado por toxicólogos y productores de yuca, el doctor destacó que la yuca amarga no se puede siquiera comer debido a lo agrio de su sabor. Solo probar un trozo causaría que el comensal la rechace. Comentó que la única forma de distinguir la yuca amarga de la dulce es por su sabor.

Destacó que Maracaibo tiene un universo de cuatro millones de personas y que si recibieran yuca amarga ya habría una epidemia.

Los productores destacaron que en Oriente sí se produce la yuca amarga para la elaboración de casabe.

El alto consumo de yuca se debería a que el venezolano ha cambiado su patrón de alimentación, en un intento de adquirir los alimentos más económicos.

La doctora Angélica Quiroz, toxicóloga, ratificó que durante el proceso de cocción de la yuca dulce se eliminan las proporciones de ácido cianhídrico presentes en este tubérculo.

Certificó que la sal nitro produce un cuadro clínico similar al de intoxicación por ácido cianhídrico y que probablemente por este motivo se presentan las confusiones.

“No sabemos cómo esta sal llega a las casas, porque no es de uso doméstico, sino industrial. Es la que está generando problemas”, dijo

Explicó que el consumo de estos nitritos produce en la hemoglobina –que en condiciones normales transporta el oxígeno– un cuadro de metahemoglobinemia, que genera que “la hemoglobina normal” se transforme en metahemoglobina y no sea capaz de transportar el oxígeno a los tejidos de forma generalizada; afectando al sistema cardiovascular y nervioso.

Indicó que en el Hospital Chiquinquirá recibieron el año pasado tres casos que se decía eran por yuca amarga, pero que en ellos lo que había era un cuadro de malestar gastrointestinal (diarreas, dolores abdominales y vómitos) que fueron tratados sin ningún problema.

Luego se presentó el caso de una paciente adolescente que se presume comió yuca cruda y que las partículas de ácido no fueron eliminadas, causándole la muerte.

Este año han recibido cuatro casos en el Hospital General del Sur, donde asesoraron a los médicos tratantes. Uno de ellos fue el de un niño que presuntamente consumió yuca aderezada con sal nitro. Se supo porque manifestó un cuadro de metahemoglobinemia. 

El control sanitario

El doctor Richard Hill aseveró que Contraloría Sanitaria es la entidad autónoma que está investigando las ventas de alimentos en las calles que están expuestos a cambios de temperaturas y, por ende, a dañarse. Alertó a la población de no consumir los alimentos que se venden en las calles y avenidas.

Agregó que los productos congelados tienen que mantener la cadena de frío y no deben exponerse a cuatro horas de temperatura ambiente para evitar intoxicaciones.

La amarga no es rentable

Carlos Ernesto Portillo, secretario de Desarrollo Agropecuario, fue enfático en que para un cultor no es negocio la inversión en mano de obra para obtener yuca amarga.

Coincidió en que el año pasado se produjeron 90 millones de kilos de yuca en el estado y que si hubiera yuca amarga se habría producido una epidemia.

“En el Zulia tenemos una excelente yuca y no podemos permitir que se golpee a los productores que con mucho esfuerzo están siendo exitosos”, dijo.

Aclaró que no es factible que de otros estados llegue la yuca amarga porque el costo del ete se “comería” las ganancias de quienes transporten este rubro.

Héctor Fasano, ingeniero agrónomo y productor de yuca desde hace más de 20 años y dedicado a la comercialización, sostuvo que los productores son cuidadosos en el proceso de selección de su semilla.

“Ningún productor responsable se sometería a un proceso agrícola de hasta ocho meses de duración para generar una yuca amarga que no podrá insertar al mercado”, afirmó.

Caso de Linda Olano

Según Hill, en los estudios luego del fallecimiento de la niña Linda Olano, quien tenía apenas un año, se consiguieron altas dosis de sal de nitro.

No obstante, Neidy Olano, madre de Linda, asegura que la noche del sábado su pequeña consumió yuca, arroz y pescado natural. Comenzó a sentirse mal. Fue hospitalizada. No se le colocó suero porque las enfermeras no le hallaron la vía y murió, según la necropsia, por consumo de cianuro presente en la yuca amarga.

La toxicóloga Quiroz insistió en que cuando hay intoxicación alimentaria en un hogar lo lógico es que se intoxiquen todas las personas que comieron ese alimento; lo cual no sucedió en la familia Olano, en la cual los otros siete hijos de Neydi comieron la yuca, aunque según la madre los otros en menor medida que Linda.

La campaña de prevención de la Secretaría de Salud invita a veri car las fechas de vencimientos de los rubros.

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...