Maracaibo, Venezuela -

Ciudad

Betulio González: 87 nocauts en 160 peleas de boxeo

Tres veces campeón mundial representando a Venezuela. Muchas peleas. Triunfos. Derrotas. Lagrimas. Golpes. Sudor y moretones. Cada golpe devela el esfuerzo y la dedicación de este pugilista zuliano

sábado 07/04/2018
9:24 AM
  • Joiner Villasmil

  • @JoinerVillas

  • Luis Bravo

“El mejor golpe de mi vida es el  Uppercut. Tengo record guinness por ese golpe. Yo hice 87 nocaut en 160 peleas”, resalta Betulio.

También cuenta que de muchacho vio una película llamada Pepe el Toro. En la trama había un encuentro de boxeo y simplemente le llamó la atención, y es allí cuando nace la ilusión. Cuando la llama de proactividad y la eficiencia se enciende.

— ¿Considera sus victorias como cosa de suerte?

—Bueno, suerte no. Yo me acuerdo que el único boxeador que se cuidaba tanto era yo. En ese entonces venía corriendo desde La Limpia, la curva hasta El Bajo de San Francisco. Corría más de 60 kilómetros diarios todos los días.

Y esos 60 kilómetros bajo el clima zuliano relatan una buena descripción de la eficiencia. ¿Qué es la eficiencia? Simplemente hacer lo que te compete bien, con pasión y ganas de aportar un poco más.

Betulio González el grande puede relatar su vida con un toque de sencillez y sin una pizca de titubeos. La pasión brota con espontaneidad de sus palabras, mientras cuenta con su cuerpo los hechos que lo llevaron a ser una leyenda viviente del boxeo en Venezuela y el Mundo.

¿Qué dicen los expertos sobre la eficiencia?

Primero la opinión del experto en boxeo:

— ¿Qué significó para usted la eficiencia?

—Yo creo que eso es lo más importante que debe tener un atleta. Yo por ejemplo me vine a tomar una cerveza a los cuarenta años. Amh pero después que yo dejé el boxeo me dije, pero bueno ahora es mi vida, ya no me estoy cayendo a golpes. Ahora yo soy el Betulio, el normal, el que tiene que seguir la vida—

Por su parte, la educadora, egresada de la Universidad Católica Cecilio Acosta (UNICA) y con unos 37 años en el ejercicio de la educación venezolana, Maribel Villasmil, explica que “ser eficiente debe surgir como una iniciativa de cada individuo. Hay personas que son criadas desde un punto de vista proactivo. Tienen en la mente el cómo deberían ser las cosas y lo hacen pensando que tiene que hacerse bien, de lo contrario no se hace. Hay otras que piensan distinto y sin saberlo dejan a un lado la eficiencia conllevando a las malas realizaciones”.

La educadora destaca como ejemplo el no hacer una tarea correctamente. El no prestar atención, el “no asumir responsabilidades y escudarse en los peros”, expresa.

Volvemos con Betulio

— ¿Qué tan difícil es llevar una vida como boxeador?

—Bueno, hay boxeadores que no llegan a donde tienen que llegar. Yo llegué a ser tres veces campeón del mundo y a veces es incomodo porque por ejemplo, voy a una fiesta o a una reunión y me persiguen. Fotos, cosas así. Hasta para el cementerio voy y allá me toman fotos. Pero bueno, respeten los muertos porque yo estoy vivo, digo yo.

Sin embargo, los complazco a todos, además yo no tengo desprecio para nadie. El que me pida una foto, vamos a tomanolas y ya está — lo dice con mucha humildad en su expresión—

Por otro lado pero en la misma línea, otros profesionales piensan similar a Betulio. “La humildad es lo primero”, dice Maribel. Cuando somos eficientes debemos mostrar una actitud de humildad, orientada al servicio. Betulio lo hizo, Maribel también. Él con guantes, ella con un pizarrón. Por cierto, los dos están residenciados en el sector llamado Betulio González de San Francisco, en honor a este campeón venezolano.

Como san franciscanos hablan coloquial. Con ese acentico maracucho característico de esa zona costera del Lago. Bajo un sol intenso, el ajetreo de ciudad y el descontento del diarismo que lleva consigo cada quien; no obstante, siguen siendo eficientes a pesar de la adversidad.

Bajo este mismo sol, pero del otro lado del municipio San Francisco cerca de la Alcaldía, se encuentra el psicólogo, comunicador social y profesor de matemáticas, George Taborda. Él explica que “el término eficiencia define la capacidad de hacer las cosas bien, es evaluada, generalmente, mediante tres parámetros; tiempo, medios o herramientas utilizadas y resultados obtenidos y es una cualidad asociada al ser humano y que depende, en primer término, de su inteligencia emocional, de su inteligencia cognitiva y de la motricidad fina y gruesa”.

“De acuerdo a lo anterior, puedo decir que la eficiencia es la capacidad del ser humano para realizar una tarea de manera óptima, lo cual implica que debe ser en el menor tiempo posible, de manera ecológica, con el menor número de recursos posibles”, añadió Taborda.

Si la eficiencia fuera el común denominador en la población, en las organizaciones, en la relación con nuestro entorno, el desarrollo de nuestras sociedades fuera otro. Nada toma un rumbo distinto si no se toma la iniciativa. El crecimiento empieza con la eficiencia en todo lo que emprendemos. Desde hacer un trabajo sencillo hasta el más difícil. Personas como Betulio González, Maribel Villasmil y George Taborda son ejemplo de la eficiencia reflejada en el trabajo como un factor de realizaciones.

 

LEA ADEMÁS
Loading...
COMENTE