El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

Érika de la Vega: No soy ni seré comunista

En una entrevista con el periodista Ismael Cala, la animadora venezolana manifestó su deseo de votar en favor de Joe Biden y comparó a Donald Trump con el fallecido presidente Hugo Chávez, por lo que fue tildada de comunista

La animadora venezolana Érika de la Vega ha sido blanco de críticas en redes sociales luego de que expresara su tendencia política de cara a las elecciones presidenciales de Estados Unidos, el próximo 3 de noviembre.

En una entrevista con el periodista Ismael Cala, la venezolana manifestó su deseo de votar en favor de Joe Biden y comparó a Donald Trump con el fallecido presidente Hugo Chávez, por lo que fue tildada de comunista.

Ante las acusaciones y ofensas, De la Vega decidió publicar en la página web de su podcast, “En defensa propia”, un comunicado en el que explica su postura, reseñó El Nacional.

“Entiendo el dolor que puede generar escucharme decir que Donald Trump es como Hugo Chávez, porque créanme: a mí también me entra un fresquito cuando le pone precio a la cabeza de Nicolás Maduro y sanciona a los terroristas que hoy gobiernan a Venezuela”, dijo.

“Sin embargo, no puedo hacerme la ciega en otros aspectos y acciones de Trump con destellos de caudillo totalitario. Me preocupa su incapacidad de respetar las reglas en un debate, su grupo armado puesto en ‘stand by’ en espera de los resultados de unas elecciones que desde ya no pretenden reconocer, su intención de ir por un tercer período, sus ataques al sistema de votación, entre otras cosas”, agregó.

Según El Nacional, la animadora recordó sus raíces cubanas, historias familiares y los traumas que ella misma vivió en Venezuela por expresar su tendencia política abiertamente en contra del gobierno de Chávez. “En mi historia se repetía la historia de mi familia. Y ya todos ellos se habían ido de Venezuela”, aseguró.

Aunque De la Vega entiende que todas las personas, tanto dentro como fuera de Venezuela, cambiaron, hay algo que le asusta: que se olvidara el respeto por la forma de pensar de los demás. “Me asusta pensar cuántas otras cosas más se nos habrán olvidado. Cuántos recuerdos de la democracia nos habrán borrado durante más de un cuarto de siglo del avance violento de la ‘revolución”.

La venezolana aseguró que no cree salvadores ni en héroes, pues los políticos también se equivocan. También afirmó que lamenta que su opinión ofendiera y causara dolor a algunas personas. “Nunca ha sido mi intención herir a nadie (…) Me queda el alma mallugada por tanta violencia”, dijo.

Y lo dejó bien claro: no es ni será comunista. “Ni en esta ni en las próximas vidas”.

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...