El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

Satélite medioambiental Sentinel-1B será lanzado este sábado

El lanzamiento del satélite medioambiental Sentinel-1B fue aplazado por problemas de viento en altura y será lanzado este sábado, confirmaron fuentes de la Agencia Espacial Europea (ESA).

El despegue en un cohete Soyuz de este satélite estaba previsto para el viernes a las 21:02 horas GMT desde Kurú (Guayana Francesa); el lanzamiento será este sábado a la misma hora.

El despegue en un cohete Soyuz de este satélite está previsto para hoy a las 21:02 horas GMT.
El despegue en un cohete Soyuz de este satélite está previsto para hoy a las 21:02 horas GMT.

Debido a las condiciones climáticas observadas y la previsión para el momento del lanzamiento, Arianespace decidió interrumpir la cuenta atrás definitiva y no iniciar las operaciones de abastecimiento de combustible, señalaron fuentes de la compañía.

El vehículo de lanzamiento y sus cargas útiles se colocaron en el modo de espera, y se mantienen en condiciones «totalmente seguras».

«El sábado hará mejor tiempo, confiamos en que el despegue se producirá a la misma hora; el cohete y los satélites están bien», dijo Stéphane Istaël, presidente y director ejecutivo de Arianespace -además del Sentinel-1B, vuelan en esta misión tres CubeSats (pequeños satélites) y el satélite francés Microscope-.

Desde primera hora de la mañana había dudas sobre si el lanzamiento podía producirse por las condiciones meteorológicas.

Los responsables de la misión lanzaron varios globos meteorológicos para medir la velocidad del viento, datos que finalmente aconsejaron posponer el lanzamiento hasta mañana.

Cuando las mediciones dan velocidades por encima de los 36 kilómetros por hora (20 nudos), como es en este caso, podría peligrar el control de la trayectoria del cohete, explicaron a Efe fuentes de Thales Alenia Space, contratista principal de Sentinel-1.

El Sentinel-1B es el cuarto satélite del programa europeo Copérnico de observación de la Tierra, cuyo objetivo principal es mejorar la gestión del medio ambiente y la vida de los ciudadanos.

Copérnico incluye varias misiones y ya están en órbita tres satélites de otras tantas: el Sentinel-1A, el 2A y el 3A.

El satélite europeo Sentinel-1B aportarán imágenes de la superficie de la Tierra día y noche, sean cuales sean las condiciones meteorológicas.
El satélite europeo Sentinel-1B aportarán imágenes de la superficie de la Tierra día y noche, sean cuales sean las condiciones meteorológicas.

Estos tres satélites ya están enviando datos de océanos, ríos, lagos, glaciares, clima o desastres naturales.

El Sentinel-1B tiene su gemelo, el Sentinel-1A, al que se unirá una vez lanzado (entre ellos hay muy pocas diferencias; este nuevo satélite tiene un GPS mejorado, según fuentes de Thales Alenia Space).

Ambos orbitarán a 180 grados de separación, lo que proporcionará una cobertura mucho más completa de nuestro planeta y los dos contribuirán a monitorizar el medio ambiente y desastres naturales.

Por ejemplo, el Sentinel-1A ha generado ya unas 1.200 imágenes radar que «muestran claramente» los cambios en los glaciares de la costa de Groenlandia, así como del seguimiento de inundaciones y deslizamientos de tierra debidos al monzón en Myanmar, según Thales.

Sentinel-1 lleva a bordo un instrumento radar avanzado para proveer imágenes de la superficie de la Tierra día y noche y en cualquier condición meteorológica, y como constelación de dos satélites, la misión tomará imágenes del planeta cada seis días.

La misión monitorizará la extensión de hielo en el océano Ártico y la vigilancia del medio ambiente marino, incluyendo vertidos de petróleo y la detección en embarcaciones para seguridad marítima.

Además, servirá para la gestión de bosques, agua y tierra y para dar soporte a situaciones de crisis o ayuda humanitaria.

Los datos serán gratuitos y accesibles a todo el mundo (menos los que tienen que ver con la seguridad).

«No habrá uso exclusivo de los mismos, desde el primer día los datos serán gratuitos para todo el mundo», detalló a la prensa el director del programa de Observación de la Tierra de la ESA, Volker Liebig, quien señaló que de esto se trata la «ciencia abierta».

Junto al Sentinel-1B, se lanzarán tres CubeSats (pequeños satélites desarrollados por universitarios dentro del programa «Fly your satellite» de la ESA) y el satélite Microscope, de la agencia espacial francesa CNES, que pretende demostrar la universalidad de la caída libre o principio de equivalencia de la física (en el vacío todos los cuerpos caen a la misma velocidad).

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...