El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

Bosch abre una planta de chips en Alemania, su mayor inversión hasta la fecha

La planta, ubicada en un centro de semiconductores cerca de Dresde, se abre mientras la industria automotriz lucha contra la escasez global de chips y aumentará la capacidad de Bosch para atender directamente a los fabricantes de automóviles, confiando menos en terceros fabricantes.

Robert Bosch inauguró este lunes una planta de chips de 1.000 millones de euros (1.200 millones de dólares) en Alemania, una inversión récord del proveedor automotriz líder, ya que tiene el derecho a equipar los últimos automóviles eléctricos y autónomos.

La planta, ubicada en un centro de semiconductores cerca de Dresde, se abre mientras la industria automotriz lucha contra la escasez global de chips y aumentará la capacidad de Bosch para atender directamente a los fabricantes de automóviles, confiando menos en terceros fabricantes.

"Cada chip que fabricamos aquí en Dresde es un chip menos que falta. Eso ayuda", dijo a Reuters el miembro del consejo de administración, Harald Kroeger, en una entrevista.

Al dirigirse a una ceremonia de apertura en línea, la canciller Angela Merkel dijo que la escasez de semiconductores estaba obstaculizando la recuperación económica de Alemania y que era importante fortalecer la resistencia contra las interrupciones del suministro externo.

"No estamos en la pole position, tenemos que ponernos al día", dijo Merkel. "Debemos ser ambiciosos. Nuestros competidores en todo el mundo no están durmiendo".

La planta de Bosch fabricará chips especializados de gestión de energía y circuitos integrados específicos de aplicación (ASIC) que están diseñados para realizar una sola tarea, como activar el sistema de frenado automático de un automóvil.

Sin embargo, no abordará la escasez de productos como microcontroladores que han obligado a los fabricantes de automóviles a detener la producción y los líderes de la industria y los analistas esperan que se extienda hasta el próximo año.

"La fab (planta de fabricación de chips) puede ayudar a aislar un poco a Bosch y sus clientes clave", dijo Asif Anwar de Strategy Analytics. "Pero es poco probable que sirva para llenar los vacíos de la escasez actual que se está experimentando en el mercado automotriz".

La planta de Bosch, que recibió 200 millones de euros (243 millones de dólares) en ayudas estatales en virtud de un plan de inversión de la Unión Europea, comenzará a fabricar chips para herramientas eléctricas en julio, y la producción de chips para automóviles seguirá a partir de septiembre.

"La tecnología de vanguardia en la nueva fábrica de semiconductores de Bosch en Dresde muestra los resultados sobresalientes que se pueden lograr cuando la industria y el gobierno unen fuerzas", dijo la vicepresidenta de la Comisión Europea, Margrethe Vestager.

Kroeger dijo que Bosch apoyó un impulso estratégico más amplio de Bruselas para revivir la industria europea de semiconductores. Un plan recientemente presentado tiene como objetivo duplicar la participación de la región en la producción mundial de chips al 20% para 2030.

Lea también
También te sugerimos
Comentarios
Cargando...