El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

Mega estafa en nombre de la revolución

Con su chaleco de la Misión Cultura, su chemise de la Gobernación del Zulia y un carné que la identificaba como trabajadora del Gobierno, Michelyn Chiquinquirá Boscán Sulbarán, presuntamente, hizo una estafa multimillonaria a más de 600 personas a las que engañó con ayudarlos con la obtención de una casa de la Gran Misión Vivienda Venezuela.

La mujer, llamada por todos como la licenciada, no actuó sola, contaba con una cómplice dijeron los afectados consultados por este rotativo. “Con ella también trabajaba Mariangélica Fernández, encargada de recibir los sobres con el dinero y los documentos que pedían”, detalló Mariana Araujo, una de las tantas estafadas por el par de mujeres.

Con fotos, capturas de pantalla y videos dice que los afectados por la “mega estafa” tienen suficientes pruebas para que ambas mujeres paguen por la burla a la que están siendo sometiendo a más de 600 familias que no poseen una vivienda propia.

Boscán les pedía una suma de dinero que oscilaba entre los 10 mil bolívares hasta 300 mil bolívares. Muchas veces en efectivo y otras en transferencias que los afectados dicen tener copia sellada por el banco como prueba del delito.

La timadora, trajeada con su chaleco de la Misión Cultura, se reunía con las personas en la Vereda del Lago y daba charlas que se extendían por más de una hora.

Aparentemente la mujer, viendo cómo todos creían en su palabra, les dijo un día que “ella tenía la posibilidad de ponerlos en un carro de la Misión Transporte”, a esos afectados les quitó entre 50 mil y 300 mil bolívares, luego les daba un código y les decía que próximamente se los entregarían en “La Barraca” (Primera División de Infantería, de la avenida El Milagro).

Mariana Araujo, vía telefónica, contó cómo se puso en contacto con Mariangélica. “Me dijeron que ella era una vocera principal de la Misión Vivienda, que ella me podía ayudar a conseguir mi casita”, recordó. Prosiguió: “Me dijo que le tenía que dar 10 mil bolívares para los gastos del papeleo (…) Le dije que sí, que como hacía para hacérselos llegar, y me respondió que pasaba por mi casa que andaba en taxi. Le entregué acta de matrimonio, carga familiar, copias de cédulas de mi esposo y la mía y 11 mil bolívares porque me pidió que también le pagara el taxi”.

Fernández, al recibir el dinero en efectivo y los papeles, le dijo con seguridad a Mariana que recibiría dos llamadas, una en la que le adjudicaban la vivienda, y otra en la que le entregaban las llaves.

“Me hicieron una llamada diciendo que era beneficiaria de un apartamento en El Samán totalmente equipado, y tras investigar nos dimos cuenta que las llamadas las hacia ella misma con complicidad de otras personas”, afirmó Araujo.

Por meses y hasta años tuvo así a un nutrido grupo de personas que les dieron el dinero. “Nos reuníamos en la Vereda del Lago, y muy segura de lo que decía, cuando le preguntábamos cuándo nos darían las casas salía con algo nuevo; que se estaban robando el material, que querían invadir, y de último nos salió con que por el decreto presidencial solo las llamadas nos las harían lunes y martes”, contó Araujo.

“Nos estafaron”

La duda que tenían latente las cientos de personas la comprobaron el pasado jueves 19 cuando, supuestamente te, entregarían los apartamentos del Complejo Habitacional La Vanega.

“Por el grupo de Whatsapp, que reúne más de 256 personas, se notificó que el 19 se entregarían los apartamentos, cuando llegamos allá no estaba ni Boscán ni ningún miembro de la Misión Vivienda”, recordaron los afectados consultados.

Los trabajadores del Metro de Maracaibo, quienes estaban en el complejo, al ver a la multitud en el lugar, se acercaron y les preguntaron qué pasaba. Ellos al explicarle lo sucedido y nombrar a Michelyn dijeron que no la conocían y que no trabajaba en el Metro ni en ninguna otra dependencia.

“Hablaba con mucha seguridad, hasta lloraba con nosotros en las reuniones, como si de verdad estuviese interesada en ayudarnos, por eso le creímos, hasta presión política nos hizo, por el grupo decía que teníamos que votar por el gobierno, que debíamos estar con ellos, porque sino no íbamos a ser beneficiados”, relató Leidis Sánchez.

“A todo le tenía una respuesta, y nombraba a los encargados de la construcción y adjudicación con nombre y apellido”, dijo.

La denuncia Fernández, el mismo 19 de mayo, se presentó ante el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) para denunciar a su aliada, como dicen los denunciantes.

“Armó una coartada para que pensemos que es otra afectada y no es así”, dijo Naiyuly Rojas. En la denuncia, bajo expediente K1613501943, acusó de presunta estafa a Boscán alegando que la mujer la hizo reunir un grupo de 83 personas para optar por un cupo habitacional.

Rojas aseguró que “Mariangélica nos puso a dar carreras para los documentos y el dinero, a ella se le entregaba, eso era una cadena, ella era la que captaba la gente”.

Los denunciantes, que con fotos documentos y vouchers de pago, piensan llegar a todas las instancias posibles para que se haga justicia, piden que el gobernador del Zulia, Arias Cárdenas les atienda.

Esperan que los cuerpos policiales actúen y la hagan responsable de la “estafa millonaria”.

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...