El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

El “paseo millonario” aterriza en Maracaibo

Diana salía con la compra del supermercado de la calle 78. Junto al joven encargado de llevar el carrito, iba a abrir la maletera de su sedán Chrysler 300 C. Revisó las puertas, a ver si estaban cerradas. Se acercó a la parte posterior del carro, sin sospechar lo que ocurría en segundos.

Un joven con camisa azul, manga larga, se acercó a la mujer, caminando sigilosamente cerca de la puerta del chofer. Al llegar por la maletera, agarró a la dama, y luego se sumaron otros dos sujetos, con camisas vinotinto, para someterla, a pesar de que ella prácticamente se lanzaba al suelo, tratando de zafarse, sin éxito.

Mientras tanto, el joven del carrito se limitaba a tocarse el cabello, del nerviosismo.

Los tres la metieron en su carro y la llevaron a varias partes de la ciudad. Luego, la condujeron a su residencia, en La Lago, donde la despojaron de divisa extranjera y de prendas de valor. Su auto se lo llevaron, dejando a Diana sumida en el llanto.

El vehículo lo recuperó Polimaracaibo en la parroquia Olegario Villalobos.

datossucesosversionfinalAunque el caso de la víctima en cuestión no es parecido a los ocurridos en Colombia, con ciudadanos quienes son víctimas de delincuentes, en taxis, donde son sometidos con armas blancas o de fuego, para llevarlos a los telecajeros y despojarlos de dinero en efectivo; hay quienes se preguntan si a Maracaibo ha llegado la modalidad llamada “paseo millonario”, frecuente en Bogotá y otras ciudades neogranadinas.

De moda desde finales de los años 90, el llamado paseo millonario consiste en una práctica delictiva, mediante la cual someten a un hombre o una mujer, quienes generalmente abordan, en soledad, un taxi. El vehículo lo abordan uno o dos individuos,a pocos metros del lugar de partida. Allí someten a la víctima y la trasladan, durante varias horas a diferentes sitios de la ciudad. Generalmente, es despojada del dinero, de los cajeros, o de bienes, de sus residencias, esto último lo menos frecuente.

El secuestro exprés

Este delito generalmente dura 24 o menos horas. Se trata de una modalidad mediante la cual someten a una persona a una tortura prácticamente psicológica, pues la mantienen cautiva en su vehículo o en el que se desplazan los captores, hasta que logran obtener, de esa persona, un beneficio económico, bien sea sustrayendo dinero de los cajeros o a través del pago de un rescate por parte de los familiares.

“Se trata de un secuestro de ‘corto tiempo’, donde la víctima es mantenida en cautiverio, hasta que es rescatada o liberada. Usualmente dura menos de 24 horas”, informó el abogado y criminólogo Fermín Mármol.

“El 94 por ciento de los secuestros en Venezuela son breves, menores de 24 horas; solo el seis por ciento supera ese período”, detalló el especialista.

“En la mayoría de los casos, en el secuestro breve, no hay una relación entre la víctima y el victimario; no existe una relación de causalidad (de causa y efecto), sino de casualidad. La mayoría de las veces, la gente es escogida por el vehículo que ostenta y la zona de desplazamiento”. añadió.

La impunidad

estresversionfinalEl criminólogo se refirió a la impunidad como un factor para la escalada de secuestros, tanto exprés como prolongados.

A su juicio, la ciudadanía no confía en la denuncia ni en los cuerpos de seguridad, se ha mantenido muy alejada de la institucionalidad, lo que ha incidido en el auge de este delito.

En el estado Zulia, apenas se han reseñado dos casos este año: el del productor agrario, Fernando Barboza, a quien se llevaron a principios de abril, y a la protagonista de la historia de la calle 78.

En cuanto al primer caso, aún los captores no se han comunicado con los parientes de Barboza, “por lo que no puede ser considerado un secuestro, sino como una privación ilegal de libertad, pues no ha habido una solicitud de dinero por su rescate”, aseveró una fuente detectivesca ligada al caso.

En relación con el rapto ocurrido el pasado 7 de mayo, en la calle 78, la fuente precisó que eso “no fue un secuestro exprés; esa denuncia la manejamos como un robo”.

La víctima y un vigilante a quien le quitaron su arma de reglamento, realizaron la denuncia el pasado 8 de mayo, en el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas.

Estadísticas

Según Mármol, alrededor de 600 secuestros, entre breves y prolongados, han ocurrido en Venezuela, los primeros 100 días de 2016. El delito aumentó más de un 170 por ciento, en comparación con 2015, dijo.

secuenciaversionfinal

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...