El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

Denuncian mala praxis médica en la muerte de un feto

Dos semanas tuvieron los galenos del Hospital Noriega Trigo “peloteando” a Keila Sierra, de 28 años.

La mujer ya tenía nueve meses de embarazo y el sangrado constante la obligó a dirigirse al centro asistencial pero los médicos le manifestaron que hasta que no rompiera fuente no iba a ser atendida.

“Ella tenía dos semanas viniendo todos los días por un sangrado bastante fuerte, los médicos no la atendían. Ella les decía que le hicieran la cesárea porque no podía parir, pero no quisieron. De tanto hacerla esperar su bebé se le murió en el vientre ayer (el viernes)”, contó una prima quien prefirió no identificarse, por ser funcionaria pública.

Otros parientes gritaban que los galenos a sabiendas de que el bebé estaba muerto no le habían practicado el curetaje y la mujer corría el riesgo de presentar un shock séptico que le ocasionaría la muerte.

“Ella en septiembre de 2013 vivió lo mismo. La falta de atención médica ocasionó que perdiera su niño. Aquí en este hospital no hay nada, nosotros compramos todo, porque ni hilo tienen para coser”, agregó la pariente.

Manifestó que Keila seguía con el feto muerto dentro de su vientre a pesar de haber comprado el kit de cesárea para que la intervinieran, pero que no habían recibido respuesta.

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...