El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

Bajo arresto domiciliario docente que ayudó a abortar a adolescente violada

Abogada defensora aseguró que mientras la profesora y activista de los derechos de la mujer se encuentra detenida desde hace tres meses, el agresor de la adolescente se encuentra prófugo de la justicia

La profesora Vanessa Rosales, de 31 años, está privada de libertad desde hace tres meses en Mérida, por apoyar el aborto de una adolescente de 13 años, víctima de una violación, contó a Sputnik la abogada de la detenida, Venus Faddoul.

Funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) detuvieron a Rosales el pasado 12 de octubre de 2020, junto a otra mujer identificada como Yohana Carolina Izarra, de 41 años de edad, quien no recibió beneficio de medida sustitutiva y permanece detenida.

La docente asesoró, y presuntamente vendió la pastilla a la jovencita que quería abortar tras ser víctima de abuso sexual.

Se desató un desastre jurídico, a ella la detienen el 12 de octubre después de que persuadieron a la niña de 13 años y la entrevistaron funcionarios policiales sin un fiscal de menores, que saliendo de la anestesia en el hospital, la obligaron a decir el nombre de la persona que le había sugerido tomar la pastilla”, dijo Faddoul a Sputnik.

A Rosales no solo se le señala por apoyar el aborto, sino también de asociación para delinquir, lo que a juicio de su abogada “es una aberración”.

Lo peor del delito que se le imputa a Vanessa, lo agravó la jueza, quien cambió la precalificación del fiscal y le puso asociación para delinquir, algo destinado para narcotraficantes, la gente de trata de personas, o los robos, podría ser una condena de hasta doce años”, añadió.

Faddoul aseguró que mientras la profesora y activista de los derechos de la mujer se encuentra detenida desde hace tres meses, el agresor de la adolescente se encuentra prófugo de la justicia y con una orden de detención emitida hace tres días. El 11 de enero le fue otorgada la medida de casa por cárcel a Vanessa Rosales, y ahora resta que se fije y se realice la audiencia preliminar.

La pena por interrumpir un embarazo en Venezuela puede ir desde los seis meses a los dos años, tanto para la mujer como para el médico que lo practique.

Funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Penales y Criminalísticas (Cicpc) detuvieron a Rosales junto a otra mujer identificada como Yohana Carolina Izarra, de 41 años de, quien no recibió beneficio de medida sustitutiva y permanece detenida.

La docente asesoró, y presuntamente vendió la pastilla cytotec a la joven de 13 años de edad que quería abortar tras ser víctima de abuso sexual.

Al momento de ser detenida, los oficiales encontraron alrededor de 600 pastillas en la casa de Rosales. Las autoridades aún investigan el origen del medicamento, porque la docente no tenía ninguna preparación en medicina para recetar dicha pastilla para abortar.

El fiscal general del régimen, Tarek William Saab, señaló que el agresor de la adolescente, quien continúa prófugo, fue identificado como Carlos Terán, de 52 años.

El Ministerio Público dictó orden de captura contra Terán el pasado mes de noviembre de 2020, y el 10 de noviembre se solicitó una alerta roja vía Interpol.

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...