El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

Identifican mutación genética que es una de las causantes del lupus

El hallazgo puede resultar muy útil en la búsqueda de nuevos tratamientos para el lupus que sean más eficaces y personalizados, y provoquen menos efectos adversos que las terapias disponibles actualmente

El lupus eritematoso sistémico es una enfermedad autoinmune –lo que significa que es el propio sistema inmunológico el que ataca a las células sanas al confundirlas con un agente patógeno– que no tiene cura y cuyos síntomas son muy variables (de leves a graves) y pueden incluir inflamación de los órganos y articulaciones, dolores musculares o articulares, lesiones en la piel y fatiga.

Las causas por las que las defensas del organismo se vuelven en su contra se desconocen, pero ahora un equipo de científicos de la Universidad Nacional de Australia (ANU) ha identificado un gen denominado TLR7, cuya función es apoyar al sistema inmune para que combata las infecciones virales, pero que en su forma mutada puede causar esta patología al activarse en exceso.

Este hallazgo, que se publicó en la revista científica Nature, puede resultar muy útil en la búsqueda de nuevos tratamientos para el lupus que sean más eficaces y personalizados, y provoquen menos efectos adversos que las terapias disponibles actualmente, que hacen que los pacientes sean más propensos a contraer infecciones porque suelen ser inmunosupresores destinados a inhibir la respuesta inmune, reseñó Web Consultas.

“Esta es la primera vez que los científicos han demostrado que una variación genética del gen TLR7 es un impulsor de la enfermedad autoinmune”, declaró la Dra. Vicki Athanasopoulos, de la Escuela de Investigación Médica John Curtin de ANU (JCSMR) y autora principal del trabajo, que añade que “esto plantea la emocionante posibilidad de desarrollar nuevos medicamentos dirigidos a TLR7, lo que podría revolucionar los tratamientos para el lupus”.

Fue descubierta en una joven española

La mutación TLR7 fue descubierta en Gabriela, una joven española a la que le diagnosticaron lupus cuando tenía siete años. Los investigadores consideraron que “un caso tan grave con una aparición temprana de los síntomas es raro e indica una única causa genética”, por lo que emplearon una herramienta de edición de genes para introducir la mutación de origen humano en ratones y comprobar si la enfermedad se desarrollaba en estos animales.

“Los ratones portadores de la proteína TLR7 mutante desarrollaron una condición que simulaba una enfermedad autoinmune grave en pacientes humanos, proporcionando evidencia de que la mutación TLR7 causa lupus”, señaló el investigador de doctorado Grant Brown, también de JCSMR. “Este modelo de ratón recién generado nos brinda un marco para continuar comprendiendo el sistema inmunológico y cómo se desarrollan las enfermedades autoinmunes en los humanos”.

La Dra. Athanasopoulos afirmó: “Nuestro modelo animal, junto con la variante TLR7 humana, allana el camino para diseñar y probar terapias dirigidas para ayudar a los pacientes con un tipo similar de lupus mediado por TLR7”.

De hecho, el equipo de científicos asegura que este modelo de ratón se puede usar para probar nuevas terapias farmacológicas y existentes que inhiben el gen TLR7, para intentar aliviar los síntomas del lupus.

Actualmente los investigadores están trabajando con compañías farmacéuticas para desarrollar nuevos fármacos o modificar los que ya existen para apuntar expresamente al gen TLR7 y otras proteínas que actúan en la misma vía bioquímica de la proteína TLR7.

Según explicó la otra autora principal, la profesora española Carola Vinuesa, del Centro de Inmunología Personalizada de ANU y el Instituto Francis Crick en el Reino Unido, “hay otras enfermedades autoinmunes sistémicas, como la artritis reumatoide y la dermatomiositis, que encajan dentro de la misma familia amplia que el lupus” y “TLR7 también puede desempeñar un papel en estas condiciones”.

Los resultados del estudio también pueden ayudar a explicar la razón por la que las mujeres tienen nueve veces más probabilidades de desarrollar lupus en comparación con los hombres, ya que TLR7 está presente en el cromosoma X y las mujeres tienen dos cromosomas X –los varones solo uno– y dos copias del gen TLR7.

“Esto significa que las mujeres con un gen TLR7 hiperactivo pueden tener dos copias funcionales, lo que podría duplicar el daño”, concluyó Vinuesa.

Lea también
También te sugerimos
Comentarios
Cargando...