El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

Recado de olla se esfuma de la mesa zuliana

Ya vengo que voy a comprar el reca’o de olla pa’ la sopa”, resonaba en las barriadas de Maracaibo los fines de semana, cuando la familia se reunía para la tertulia y la risa mientras se tomaban un hervido de costilla, gallina o incluso de pescado. Hoy esa bolsa que por su bajo costo resolvía un almuerzo para muchos en los hogares más humildes se está convirtiendo en un recuerdo, que por su alto precio ya no puede ser comprada.

“Era una opción a la que acudíamos muchos porque cuando te llegaba el poco de gente y no tenías mucha comida para ofrecerles, ibas al mercado o a la tienda para que te hicieran un paquete con un pedacito de cada cosa y hacías un buen sancocho, era muy barato, ahora no es nada barato y sobre todo ya no es tan bueno”, relató José Pinto mientras seleccionaba verduras en un mercado de la Circunvalación 2.

Este combo de verduras en el caso más económico cuesta entre 1.600 y 1.800 bolívares, cuando pesa tres kilos. Sin embargo, hay opciones de mayor costo; cuando el recado es de 5 kilos su precio varía entre Bs. 2.700 y 3.500.

“Lo vendemos caro porque el kilo de cada cosa está caro, no porque queremos especular, sin embargo, la gente lo compra, no tanto como antes, yo diría que en un 60 % menos, pero aún se vende, y por eso también es que ofrecemos unos paquetes más económicos, incluso ya no le estamos echando testimonioversionfinalapio porque el kilo está en 1.400 bolívares y el cliente pre ere que de repente le metamos más batata u ocumo en ves del poquito de apio”, expresó Julio Navarro, vendedor de un mercado de verduras en el sector Amparo.

Gilberto Anaya, vendedor de verduras, detalló que con un combo de legumbres de tres kilos puede hacerse una olla de sopa para 10 o 12 personas, mientras que otro tipo de plato con carne, arroz y un contorno para la misma cantidad de comensales pasa los 10 mil bolívares. “Sigue siendo rentable para darle de comer a muchas personas”, aseguró.

cuadrovf

Compradores explican que la inflación no permite que además de la compra de verduras que acostumbran realizar semanalmente puedan gastar adicionalmente para el “reca’o de olla”: “Son 1.800 o 2.000 bolívares con los que puedo comprar hasta dos kilos de otras dos verduras con las que voy a resolver más almuerzos para la semana, por ejemplo un kilo de papa y uno de zanahoria, que juntos tal vez hacen dos mil bolívares pero con ellos hago guiso unas tres veces a la semana”, indicó Dilia Galbán.

Otra razón por la que los zulianos han dejado de comprar el empaque de verduras para la sopa es que muchos mercados meten las legumbres de menor calidad o incluso que ya están descomponiéndose para no perderles ganancias, de manera que muchos hacen que les preparen la bolsa ante sus ojos en el mejor de los casos, porque en el peor de ellos la gente se cohíbe de comprar o incluso de hacer sopa los domingos para la visita o la familia.

“Ya no nos alcanza, para brindar un hervido, a veces ni para comerlo nosotros mismos. Antes la comida daba pie al encuentro con los amigos y la familia, ahora ni hay encuentros ni hay comida, sólo estamos viviendo para subsistir”, apuntó Lilia Duque, mientras pagaba en mercado de verduras.

 

 

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...