El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

Marabinos buscan oxígeno en las casas de cambio

Sin manejar mucha información, pero interesados en las nuevas casas de cambio –extintas desde el pasado 2015 los marabinos amanecieron preguntando cómo hacían para comprar y vender pesos colombianos. Observan la medida como una opción para tratar de solventar algunos de los problemas económicos que los aquejan.

El primer día de reapertura en las siete casas de cambio en el Zulia, Italcambio mantuvo un flujo permanente de ciudadanos. Llegaron, preguntaron y corrieron por los requisitos, más tarde ya estaban realizando una operación, mayormente comprando pesos, sin embargo, en dos agencias, se registró la venta de la moneda colombiana, según explicó Eleonora Blasa, adjunto a la presidencia de Italcambio.

A cuatro pesos por bolívar cotizó la tasa miércoles, es decir, 750 bolívares por dólar, una cotización por encima del Simadi, que cerró el martes en 677,24. El economista Miguel Molero explicaba que partiendo de la información del Gobierno, se venderán 587 mil 400 pesos diarios, en dos tipos de transacciones: Efectivo (200 dólares) y transferencia (300 dólares), pero en respuesta al valor del dólar en Colombia, que cotiza en 2.927 pesos por dólar. 

Según la interpretación de Molero, la medida que provocará un ajuste a la baja, en el monto de los productos que se adquieren en Colombia. Esto considerando que el BCV sea quien suministre los pesos a dichas casas de cambio, pues de no ser así, no habrá garantía de alimentación de divisas. Criticó que la medida sólo se aplique en Táchira y Zulia, “tiene tiempo limitado”, enfatizó en que pese a la medida, el mercado paralelo va a seguir existiendo, pero con la probabilidad de que su cotización baje.

Al respecto, Luis Vicente León, presidente de Datanálisis manifestaba si se mantienen las restricciones de comprador y/o cantidades, el resultado de la nueva medida será exacto al actual. Vía Twitter explicó que el mercado paralelo solo desaparece, si se sincera el tipo de cambio y fluctúa, abierta y legalmente, de acuerdo a la oferta y la demanda.

El mercado negro es una consecuencia negativa, perversa y manipulable del control cambiario, que se resuelve abriendo el mercado”, insistió.

El economista Tony Boza, en entrevista a Noticias24, calificó el nuevo mercado como una medida paliativa, pero no contundente.

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...