El diario plural del Zulia

Gobierno denuncia en la ONU que sanciones obstaculizan cooperación y comercio internacional

El canciller Yván Gil indicó que mientras la política de sanciones persista "no sólo está repercutiendo negativamente en la economía mundial en su conjunto, sino también causando y prolongando el sufrimiento humano en todo el mundo". Subrayó la importancia de reconocer "los legítimos reclamos" de los países sancionados

La imposición de sanciones contra países "obstaculizan" la cooperación e impiden el intercambio comercial a los Estados afectados por ellas, aseguró el Gobierno de Venezuela ante la Organización de Naciones Unidas (ONU). Desde el país también llaman a "abstenerse" de reconocer y aplicar medidas unilaterales contra otros Estados.

"Las medidas coercitivas unilaterales (…) obstaculizan la cooperación internacional y limitan la capacidad de los Estados sujetos a ellas para acceder y adquirir inversiones y tecnologías extranjeras, así como los bienes y servicios necesarios para abordar diversos desafíos, incluyendo en materia medioambiental", indicó el canciller Yván Gil durante su intervención en la Sesión Plenaria número 89 de la Asamblea General de la ONU.

El funcionario añadió que mientras la política de sanciones persista "no sólo está repercutiendo negativamente en la economía mundial en su conjunto, sino también causando y prolongando el sufrimiento humano en todo el mundo".

Además, informó que países como Rusia, Siria, Irán y Zimbabue podrían contribuir a la lucha contra la crisis alimentaria y energética si se les permitiera comerciar libremente.

El canciller reiteró la disposición y determinación de su Gobierno para identificar formas y medios que permitan contrarrestar, mitigar y abordar los efectos adversos de las sanciones, incluso, el posible establecimiento de una zona libre de estas medidas.

El posible establecimiento de una zona segura libre de sanciones unilaterales en la que podamos comerciar y procesar pagos sin peligro, ni impedimentos arbitrarios de carácter punitivo, con el fin de garantizar tanto el bienestar de nuestros pueblos como el desarrollo de nuestras naciones", puntualizó.

En su discurso, el canciller subrayó la importancia de reconocer "los legítimos reclamos" de los países sancionados, con el objetivo de "lograr una debida indemnización por parte de los Estados que imponen medidas coercitivas unilaterales".
El ministro agregó que las medidas unilaterales constituyen prácticas modernas del colonialismo con las que se "ha perseguido el colapso de la economía nacional venezolana y han apuntado a fabricar e inducir una crisis multifactorial sin precedentes, que se tradujo en un impacto negativo a la economía pública y privada" de este país.

Llamado a Estados miembros de ONU a "abstenerse"

Gil también pidió a todos los Estados miembros de la ONU "abstenerse" de reconocer y aplicar medidas unilaterales contra otros países.
"Hacemos un firme llamado a todos los Estados para que se abstengan de promulgar, reconocer y aplicar medidas coercitivas unilaterales como medio político, incluso en el contexto de relaciones bilaterales, con el propósito de, entre otros, ejercer presión o forzar la voluntad soberana de otro Estado, incluso como parte de las llamadas políticas de cambio de régimen", subrayó.
El canciller también llamó a las organizaciones internacionales e instituciones financieras internacionales "a que se abstengan de reconocer, apoyar, aplicar o cumplir de facto medidas coercitivas unilaterales".
En la plenaria, Venezuela reiteró su compromiso de "no escatimar esfuerzos para preservar, promover y defender la prevalencia y la vigencia de la Carta de Naciones Unidas", para lo que consideró necesario el levantamiento "de manera completa, inmediata e incondicional cuanta medida coercitiva unilateral pueda existir hoy en el mundo".
Conoce más:

Edmundo González: "Las sanciones no son contra el país, sino contra individuos del gobierno"

Lea también
Comentarios
Cargando...