El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

Clase magistral de LUZ “desnuda” la Constituyente

La primera actividad del Frente Regional en Defensa de la Constitución de la Universidad del Zulia (LUZ) fue una clase magistral dictada por el abogado constitucionalista Juan Berríos, docente de Derecho Constitucional, y el politólogo e historiador Jorge Villasmil, profesor de Sistema político y económico de Venezuela.

De entrada, el propósito de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) es “imponer una nueva Carta Magna que establezca un estado comunal y socialista”. Eso opina Juan Berríos.

Este frente, compuesto por representantes de sectores de la sociedad civil y de la comunidad universitaria, se constituyó el lunes. Y de inmediato, planificaron la clase en la plazoleta del Rectorado nuevo de LUZ el pasado martes.

Una reforma a la Constitución actual —parcial o total— implica la participación activa y decisiva del conjunto de ciudadanos que conforman la Nación. El asunto va más allá. “El Presidente convoca por sí mismo a la ANC, a pesar de que el artículo 348 de la Constitución indica que solo puede tener la iniciativa (…) Y se está saltando el referendo consultivo”.

A la plazoleta del rectorado fueron profesores, estudiantes y comunidades cercanas. También estuvo presente Carlos Alaimo, presidente editor de Versión Final y líder del voluntariado Pasión por Maracaibo, quien instó a llevar el conocimiento generado en el lugar a la protesta de calle.

Otro de los ámbitos estudiados por Berríos fue la posibilidad de conformación de comunas producto de la transformación del Estado. Venezuela es un Estado federal, arguyó. Y lo que se pretende con la Constituyente es instaurar un Estado comunal. “Esto implicaría una reorganización territorial del poder para justificar la existencia de comunas y no de estados ni de municipios. Sin embargo, no sabemos cuál es el plan con esta ANC”.

Desde la historia

En toda clase magistral siempre hay cabida para la historia. Comprender el pasado y entender así el presente. Desde este punto, Jorge Villasmil, explica que en otrora ha habido escenarios parecidos, pero que este cuenta con la particularidad de tener una explicación política y otra jurídica.

“El liderazgo del expresidente Chávez, en 1999, representaba el sentir de la mayoría. La diferencia en este momento es que la propuesta no responde a lo que la gente quiere”.

La explicación jurídica responde a formalidades, y recae en la interpretación los artículos 347 y 348 de la Constitución nacional, en los que se habla de ‘convocatoria’ e ‘iniciativa’.

El resultado de la Constituyente comunal sería un texto marxista.

Jorge Villamil alerta sobre las consecuencias de un nuevo texto constitucional resultante de esta ANC: las implicaciones estarían vinculadas a violaciones de Derechos Humanos. “Porque los DD.HH. necesitan del reconocimiento de un conjunto de pactos y acuerdos que se dan en jurisdicción internacional”.

El Estado venezolano se regresa en esta materia. Va para atrás. Se salen del Sistema Interamericano de Justicia, también de la Organización de Estados Americanos. “Imagínate hasta qué punto el ciudadano estaría protegido sin esos pactos que se dan a escala mundial”.

La Nación se cierra. Tal cual un estado totalitario. La historia da cuenta, puntualiza Villasmil, de países que han tomado para sí ese principio de soberanía y lo han usado como herramienta para manipular al ciudadano y sus territorios. Eso es contrario a lo que establecen los DD. HH.

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...