El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

Chavismo declara duro para mantener su electorado

Lo más granado del chavismo ha copado los titulares de la prensa con declaraciones “incoherentes” o “insultantes”, como las han calificado muchos venezolanos en las redes sociales esta última semana.

Un personaje que el mismísimo Hugo Chávez ungió en vida, como el diputado Héctor Rodríguez (PSUV), afirmó que el país carece de una economía productiva porque “teníamos un pueblo analfabeta”, aun cuando la revolución se vanagloria de haber liberado a Venezuela del analfabetismo. Rodríguez, además, fue ministro de Educación.

Ricardo Molina, su colega de bancada y exministro de Vivienda y Hábitat, criticó que en Venezuela haya gente que compre cinco pares de zapato al año, olvidando —¿ignorando?— que el precio mínimo de un solo par es de entre 10 y 15 mil bolívares.

La lista de declarantes es larga; sus motivaciones, no son del todo claras. “Todos los voceros del chavismo intentan no dejar escapar esos cinco millones de votos duros que obtuvieron el 6 de diciembre, intentan decir que todavía hay gente comprometida con el proyecto”, opina Jesús Castillo Molleda, politólogo y profesor universitario.

Cada dirigente, añade, trata de llenar con su discurso el vacío que dejó Chávez, pero sin delimitar si la declaración la hacen en calidad de dirigente del PSUV o de funcionarios del Estado.

“Está claro que el país lo que necesitan son decisiones. Ya los problemas los conocemos, están los diagnósticos, hay una mesa de propuestas. Tienen que ser coherentes en un discurso hacia la unidad-país”.

Más seriedad
Maduro, explica Castillo Molleda, también tiene un discurso distorsionado, pero aún así es “el más coherente entre los incoherentes”, y por ello está obligado a reunir a sus ministros e informarles que el país requiere de funcionarios fuertes, iluminados, que realmente piensen en las soluciones a la crisis económica.

“Si quieren ser partidistas y fortalecer al PSUV, para eso tienen sus congresos ideológicos, pero no pueden darse el lujo de jugar a las dos maneras, porque es peligroso para la confianza de quienes quieren invertir. La gente que estuvo brava el 6-D, va a estar más brava hoy. Aquel ministro que ponga en duda la seriedad del Gobierno, no puede seguir allí”.

Gabriel Andrade, sociólogo y docente de postgrado en la Universidad del Zulia (LUZ), opina que todo se resume en si esos voceros del chavismo “se creen sus propias mentiras. Hay dos opciones: o perdieron contacto con la realidad o son cínicos”.

Destaca el caso de Iris Varela, ministra de Asuntos Penitenciarios, quien asegura que la cárcel de San Antonio (Margarita, Nueva Esparta) está pacificada, a pesar que para rechazar el asesinato del pram “El Conejo”, se grabaron haciendo disparos al aire con armas cortas y largas dentro del mismo recinto penitenciario.

“Aquí hay un tema que se pasa por alto, y es que Iris Varela y Héctor Rodríguez están cubiertos por el manto sagrado de Chávez. Hay un apego emocional muy grande al líder carismático y hasta cierto punto no hay tanta ofensa en que esas personas digan eso porque, bueno, eran los de Chávez”.

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...