El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

Alaimo: PCD se plantea el retorno del poder descentralizado a Venezuela

El presidente del Partido Centro Democrático considera que el presidencialismo ha conllevado la llegada de "caudillos y mesías" al poder. Asevera que en el país debe dársele el poder a los municipios y a las parroquias

En 1998, cuando Hugo Chávez fue electo presidente de Venezuela, se dio al traste con el proceso de descentralización que nació en 1989, con la Ley de Descentralización, con la elección de gobernadores y alcaldes. Así lo asevera el doctor Carlos Alaimo, presidente del Partido Centro Democrático (PCD), al referirse al "daño que ha hecho el centralismo al país, que ha causado desviaciones morales en el país".

Durante el foro-chat Principios y valores de la centro democracia, que se transmitió vía WhatsApp, Alaimo aseveró este lunes que el centralismo ha propiciado que el poder esté en pocas manos, "le quitó poder al ciudadano".

Asegura que la democracia presidencialista ha conllevado a la llegada "de caudillos y mesías al poder". Estos "han castrado el discurso y análisis (político) al pueblo venezolano", añade.

A su juicio, se requiere llevar a Venezuela al federalismo, a la descentralización, que las parroquias y los municipios tengan el poder de decisión sobre los problemas de esas comunidades, no que el poder se centre en las capitales de los estados.

Sin la chequera del Estado

Alaimo apunta que el PCD nació con una visión y una misión de responder a los requerimientos de los ciudadanos, que ellos sean como "un militante más", que al momento de ser consultados para la búsqueda de soluciones a los problemas del país emitan su opinión, que será tomada en cuenta.

Considera el líder pedecista que debe "bajársele dos" al sectarismo, no exigirle al ciudadano el carné del partido para que asuma un cargo público.

Recuerda Alaimo que el 80 por ciento de los venezolanos no cree en los partidos ni en los liderazgos de esos partidos.

El dirigente del PCD asegura que este partido "nació sin la chequera del Estado ni de fondos públicos". Afirma que surge por convicción y para adecentar la política.

Resalta que el partido que lidera no tan solo debe venderse como diferente sino también que sus militantes y dirigentes "tienen que ser diferentes".

En su memoria cuenta el devenir de la crisis de los partidos (Acción Democrática -AD-y Copei) que se presentó hace más de 20 años. Por eso, acota, llegó al poder Hugo Chávez y con ello la decadencia de Venezuela, en cuanto a servicios público, calidad de vida, costo de la vida, falta de seguridad, entre otros problemas.

Deslastrarse de ideologías

Con un partido como el PCD, que reitera es diferente, Alaimo sueña, y manifiesta estar convencido, con que esta agrupación sea gobierno.

Se propone, de llegar el PCD a ser gobierno, deslastrarse de ideologías, no poner al país al servicio del marxismo-leninismo ni del capitalismo liberal ni mucho menos del populismo.

Es partidario de poner el Estado al servicio del ciudadano, no por encima del ciudadano. A través de la educación y del trabajo plantea otorgar herramientas de crecimiento a la ciudadanía venezolana, evitar la dependencia de esta del Estado.

Dijo que a Venezuela debe retornar el Congreso Nacional, deben volver los senadores, con lo que se le da una representación a las minorías del país.

Lea también
También te sugerimos
Comentarios
Cargando...