El diario plural del Zulia
TOPE AMERICARGO

Lo que viene ahora, por Francisco Arias Cárdenas

El Caracazo rasgó, con mucho dolor, la frágil imagen de democracia feliz que el bipartidismo había fabricado sobre Venezuela, ante el mundo; era una ilusión que ocultaba un volcán de frustración, pobreza e injusticia, fraguado por la repartición desigual, egoísta y antidemocrática, de las riquezas generadas por la economía monoproductora de petróleo. Este escenario, controlado por un grupo de gobierno que se turnaba, y obedecía a las élites económicas locales e internacionales, frente a un pueblo oprimido, con necesidad y hambre, motivó el movimiento del 4-F.

Un cuarto de siglo ha transcurrido desde esa irrupción cívico-militar, y hemos avanzado en justicia social, en participación política de las mayorías, en equidad en la distribución de riqueza y oportunidades. Tenemos hoy una situación muy diferente a la de entonces, pues ya hay un poder popular organizado que cuenta con beneficios, se siente atendido, comprendido, vive en paz, es dignificado constantemente y sabe que luchamos por su bienestar social y humano.

Las dificultades que enfrentamos ahora son producto de la lucha histórica entre los que representan los intereses de las élites económicas locales y foráneas, y los que trabajamos por un proyecto de país de justicia, soberano, con un crecimiento y prosperidad sustentados en el aprovechamiento responsable y ecologista de los recursos que nos provee generosamente el territorio patrio. Con aciertos y errores, con avances y retrocesos, vamos hacia adelante, por una Venezuela que se corresponda con el proyecto bolivariano.

Hace ya 25 años de aquella madrugada en la que decidimos arriesgarlo todo por los ideales patrios; muchas reflexiones han surgido a la luz del aniversario y en el contexto de la memoria y cuenta de gestión, presentada recientemente ante el pueblo zuliano y por ello, renuevo el compromiso desde el Zulia, para que esta región pródiga se desarrolle en todas sus potencialidades productivas, para alimentar a sus hijos y a los de toda Venezuela. Hay mucho trabajo aún por hacer.

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...