El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

Lenin Tremont  // Desarrollo de las inteligencias del Terapeuta en Educación Emocional

Para los creadores del perfil del Terapeuta en Educación Emocional, la Dra. Nelly Hodelín Amable y el Dr. Lenin Tremont Franco las inteligencias de este profesional corresponden a un conjunto de habilidades, actitudes y destrezas para detectar y buscar la solución de conflictos emocionales que se expresen en enfermedades, dificultades para relacionarse o problemas de conductas. A través de la elaboración de protocolos terapéuticos de diagnóstico, acompañamiento y atención enmarcados en la Educación Emocional Interdisciplinar.

La inteligencia siempre ha sido una preocupación constante por la ciencia por ejemplo en 1912 el psicólogo alemán William Stern por primera vez habla del Coeficiente Intelectual (C.I) para identificar el nivel de inteligencia, calculable por medio de un test dependiendo de la edad.

En 1983 el psicólogo norteamericano y docente en la Universidad de Harvard, Howard Gardner quien estudió psicoanálisis con Erik Erikson, finalmente propone las inteligencias múltiples como un rechazo al CI que hasta el momento era el único índice que podía dar información del éxito en la vida.

Gardner se basa en los modelos de inteligencias múltiples propuestos antes por Thorndike (1920), quien concebía la existencia de tres tipos de inteligencias: abstracta, mecánica y social. Posteriormente, Thurstone (1938) elabora un modelo de la inteligencia con 7 aptitudes o habilidades fundamentales: comprensión verbal, habilidad numérica, rapidez perceptiva, memoria asociativa, razonamiento, fluidez verbal y habilidad espacial.

Howard en su modelo de inteligencia plantea la existencia de varias competencias intelectuales, relativamente autónomas y basado en estudios de una población heterogénea hace la propuesta teórica que plantea que la mente humana sería como una computadora con una serie de computadoras particulares que procesan información específica organizada en ocho habilidades cognoscitivas: musical, físico-kinestésica, lógico-matemática, lingüística, viso-espacial, interpersonal, intrapersonal y naturalista.

Para la Educación Emocional Interdisciplinar el Terapeuta en Educación Emocional debe desarrollar las inteligencias lingüística, interpersonal, intrapersonal entrecruzadas estas dos últimas con la inteligencia emocional definida de manera formal, en 1990, por parte de los psicólogos norteamericanos Peter Salovey y John Mayer, precisada seguidamente en 1995, por el escritor, consultor y psicólogo Daniel Goleman en su libro llamado Inteligencia Emocional, donde describe dos áreas de la Inteligencia Emocional: Área Intrapersonal: Autoconocimiento, Autorregulación, Automotivación y en la Área interpersonal: Conciencia social y Habilidades sociales.

La inteligencia lingüística es muy necesaria para el especialista en Educación Emocional por ser la capacidad de utilizar las palabras de manera eficaz, ya sea oralmente o por escrito e incluye el potencial de manejar la sintaxis o la estructura del lenguaje, la fonología o los sonidos del lenguaje, la semántica o los significados de las palabras, y las dimensiones pragmáticas o usos prácticos del lenguaje con fines terapéuticos.

El profesional en Educación Emocional necesita ser un excelente comunicador con recursos retóricos para mostrar determinada acción o situación, para usar la mnemotecnia y evocar información, para explicar e informar y dominar el metalenguaje para hablar del lenguaje del inconsciente.

Otra inteligencia que se necesita tener desarrollada es la interpersonal que es la capacidad de percibir y distinguir los estados anímicos, las intenciones, las motivaciones y los sentimientos de otras personas.

Al momento de estar en consulta, con esta inteligencia desarrollada, el Terapeuta en Educación Emocional puede hacer un mejor diagnóstico por medio de la lectura de expresiones faciales, voces y gestos, a través de esa capacidad se puede distinguir entre numerosos tipos de señales interpersonales para poder dar respuestas terapéuticas con eficacia a las emociones que se deben gestionar.

Con la inteligencia interpersonal se acopla el área interpersonal de la inteligencia emocional que plantea dos dimensiones una que es la conciencia social que sustenta al Terapeuta en Educación Emocional capaz de integrar los sentimientos y conductas de los demás y tener en cuenta al otro y ser empático. Otra es la habilidad social para mejorar la capacidad de relacionarse con los demás de forma asertiva, ser hábiles para crear nuevos contactos sociales, cuidarlos, mantenerlos y desde la Educación Emocional Interdisciplinar con el fin de aumentar la masa crítica a favor de un mundo sano emocionalmente.

La Educación Emocional Interdisciplinar aporta otra dimensión que enriquece el modo de actuación del Terapeuta en Educación Emocional que se denomina la Consciencia del Ser ya que para el inconsciente todos somos uno, el otro no existe, nos proyectamos en los demás, el otro es un espejo, donde podemos ver nuestra sombra, cuando apuntamos a alguien con un dedo, tres nos apuntan, así que debemos aprender del otro que en realidad es nuestro maestro.

Para la Educación Emocional Interdisciplinar que el otro no existe, no niega al otro, que es, solo se asume el lenguaje simbólico e inocente del inconsciente con un fin terapéutico.

El psicólogo Carl Jung manifestó “Todo lo que nos irrita de otros nos lleva a un entendimiento de nosotros mismos” esto lo podemos comprobar en una sesión de Educación Emocional Interdisciplinar donde con la práctica de herramientas y recursos te haces consciente de lo inconsciente, por ejemplo de que nadie te ataca y todo es una ilusión y que lo que creemos es lo que creamos, entonces allí sanas emocionalmente y te liberas de la prisión de la culpa, por ejemplo al perdonar se curan heridas profundas y eso se refleja en tu salud física, conducta y relaciones.

Ya lo dijo Cristo “Tienes que amar a tu prójimo como a ti mismo” (Mat. 22:39), primero hay que amarse y ser compasivo con nosotros y luego será fácil con los demás, cuando cambiamos nuestra percepción del otro todo cambia, cuando dejamos de ser víctimas y perdonamos comenzamos con la ayuda de la Terapia en Educación Emocional a sanar los conflictos emocionales.

Por otra parte, la inteligencia intrapersonal es fundamento teórico para la Educación Emocional Interdisciplinar un que se relaciona con el autoconocimiento y la capacidad para actuar según el conocimiento adquirido en este caso en su formación como Terapeuta en Educación Emocional que le ayuda a reconocer, aceptar y gestionar sus emociones y autoestima.

La Educación Emocional Interdisciplinar asume y enriquece el sustenta teórico de la inteligencia emocional en su área Intrapersonal descrita en tres dimensiones:

La primera es el autoconocimiento para ser capaces de conocer sus fortalezas y debilidades, el estilo de pensamiento, creencias limitantes, potenciadoras, familiares y aprendidas que influyen en el comportamiento y relaciones, la forma de gestionar el pasado y reconocer el impacto de su enseñanza en el presente para redefinir los objetivos para una reprogramación mental, de una nueva versión, producto del tratamiento realizado por el Terapeuta Educación Emocional.

La segunda es la autorregulación para saber de qué manera podemos gestionar nuestras emociones, cambiar el foco del punto negro (el conflicto emocional) y disfrutar de la hoja blanca que ocupa más espacio (lo que decidimos no ver) y ser felices, modificando pensamientos, canalizando la energía para vibrar más alto (coherencia entre lo que pensamos, sentimos, decimos y hacemos) para atraer situaciones y personas en esa frecuencia y la tercera la automotivación para ser capaces de trabajar para conseguir las metas propuestas encontrando formas motivantes, Maslow planteo que la motivación está articulada con las propias necesidades y para Terapeuta Educación Emocional dar es recibir, como todos somos uno, simbólicamente, si el otro está bien nosotros también, y ayudar a sanar conflictos emocionales es lo que lo satisface y da placer, por lo que siempre escucha a su corazón.

Desde la Educación Emocional Interdisciplinar hemos realizado varios aportes a las inteligencias que consideramos más relevantes para la formación y el modo de actuación del Terapeuta en Educación Emocional, tomando en cuenta que solo podemos dar lo que tenemos.

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...