El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

La hermosa labor de educar, por Dra. Judith Aular de Durán

La educación es la fuerza detrás de los cambios profundos en la sociedad y las políticas de Estado. Del alcance de los programas de enseñanza, y su real inserción en los hogares y comunidades, va a depender el acceso de las mayorías al bienestar tan anhelado.

El maestro es el líder social de ese proceso y su labor en el aula es el principal aporte a la libertad intelectual de los ciudadanos.

Ese rol fue asumido históricamente por el magisterio venezolano y por brillantes educadores, como Luis Beltrán Prieto Figueroa, con un inmenso legado en la proyección social de la obra pedagógica.

El antecedente institucional inmediato de LUZ es el Colegio Nacional de Maracaibo, instalado el 19 de abril de 1839 y que se convirtió en el principal catalizador en la lucha de los marabinos por su universidad.

Esta institución precursora cumplió con su cometido, tras 52 años formando a las generaciones de intelectuales del siglo XIX. En sus aulas se moldearon zulianos de vanguardia, como Francisco Ochoa, Francisco Eugenio Bustamante, Rafael López Baralt, Manuel Dagnino y tantos que dejaron un legado impresionante de progreso y de valores para el Zulia.

En la sencillez y riqueza moral de los maestros primigenios del Colegio Nacional de Maracaibo, se forjó el carácter transformador de toda una generación de avanzada. Su ejemplo, el de la Maracaibo floreciente, nos demuestra la importancia que tiene el fortalecimiento constante de los cuadros docentes de la educación básica, para garantizar el futuro de la nación.

Los maestros, sin duda, son la gran reserva moral del país y el principal apoyo para impulsar la nueva conciencia de patria, más solidaria, más incluyente y preocupada por el destino de todas las comunidades.

La Facultad de Humanidades y Educación de LUZ ha sido cantera para la formación de esa fuerza docente que mueve al Zulia y que es promotora de ciudadanía, de pluralidad y de respeto.

Extiendo mis felicitaciones a todos los educadores, a propósito de celebrarse el pasado domingo 15 de enero el Día del Maestro y hago votos para que continúen las luchas reivindicativas de todo el Magisterio venezolano, acordes a las necesidades actuales que padecemos y a la labor de envergadura que ejercen estos profesionales. ¡Adelante!

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...