El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

Darwin Chávez // Verdades y rumores

¿Puede la oposición quedar como “relleno” en la solución a la crisis?

AL CIERRE. Cuando esta columna estaba casi concluida, el G4 emite un comunicado con el supuesto nuevo pacto unitario, que no tiene nada de unitario y mucho menos de nuevo. Están repitiendo el error que cometieron el 7 de septiembre de 2020, cuando Juan Guaidó puso la torta al anunciar la nueva unidad, que al final terminó siendo la misma comparsa que los ha rodeado desde hace más de 26 meses. Consulté a la disidencia y la respuesta fue clara: “Nosotros hicimos varios planteamientos y ninguno fue tomado en cuenta, porque el G4 solo está pensando en mantener el control de la oposición y sobre todo del interinato, pero sin admitir sus errores e incorporar a quienes no respaldamos sus decisiones y actuaciones. Eso es más de lo mismo y no representa al país, porque la mayoría de los venezolanos desaprueba la gestión de esa coalición opositora”. Este nuevo pelón del G4 refuerza la tesis de que la oposición puede terminar siendo un relleno en la probable solución a la crisis venezolana y cuyo razonamiento explico en esta columna.

¿RELLENO? Mi comentario de la semana pasada sobre cómo la oposición se asoma al abismo y podría quedar como un simple “relleno” en la solución a la crisis venezolana, al no resolver sus diferencias internas, generó reacciones entre mis lectores y sobre todo al interior de los partidos políticos. Varios amigos que son parte de organizaciones opositoras me preguntaron si eso era realmente posible y a todos les dije que sí, por lo que me hicieron una pregunta en común: ¿Se puede construir una salida al conflicto sin la oposición?  Eso es totalmente posible y analicemos las razones. Inicio con dos preguntas a mis lectores ¿Tiene la oposición en la actualidad la fortaleza suficiente para atemorizar al chavismo? Y ¿Está en capacidad de presionar a Maduro para que acepte una solución política? La respuesta a ambas interrogantes es NO, pues la oposición venezolana pasa por uno de sus peores momentos en 22 años de supuesta lucha, pero sobre todo en un año que podría ser crucial para construir esa salida que posibilite una transición. La oposición en su totalidad carece de poder de convocatoria en la actualidad, porque su desgaste ante los ciudadanos es muy grave. Lamentablemente, la coalición opositora que lidera Juan Guaidó está muy desprestigiada, no solo por la falta de resultados, sino sobre todo por los escándalos de corrupción en los cuales se han visto envueltos. La percepción general es que están ricos y disfrutando de una vida de lujos, tanto en Venezuela como en el exterior, mientras la mayoría de la población apenas sobrevive en medio de la crisis. Esa imagen de bandidos se la han construido ellos mismos por las fechorías que cometen y las excentricidades que caracterizan sus vidas. Lo peor para ellos, es que EEUU sabe todo lo que han hecho y siguen haciendo. ¿Por qué no los castigan? Porque eso ocurrirá cuando los gringos hayan comenzado a estabilizar a Venezuela y el continente, momento en el cual irán ajustando cuentas con cada uno de los opositores que están multimillonarios. Lo importante es que a pesar de que en la oposición siguen matándose entre ellos, la coalición internacional liderada por Estados Unidos y la Unión Europea sigue en su plan de resolver el tema Venezuela y el “problema Maduro”. Fíjense que hasta ahora y creo que seguirá así por un buen tiempo, la oposición no es parte fundamental de ese plan. Claro está, les informan de los pasos que se están dando, pero no tienen ni voz, ni voto, en las decisiones. ¿Por qué? Porque no hay unidad y cada quien anda por su lado. Como lo expliqué en la columna pasada, ni siquiera hay unidad en el G4 cuyos partidos desconfían entre sí y sus diferencias no han podido ser dirimidas, mientras siguen excluyendo formalmente a la disidencia de las conversaciones que se están dando. Algo resaltante es que en la “encerrona de Bogotá” les advirtieron que debían dejar de jugar adelantado y no filtrar información clave, porque los estaban monitoreando muy de cerca. Les recordaron, entre varios, los errores del 30A y el disparate de la “Operación Gedeón”. ¿Y cómo sería una solución política sin la oposición? Lo explicaré en la medida que avancen los acontecimientos y el asunto esté mucho más claro.

MERCADO NEGRO. ¿Recuerdan que hace algunas semanas alerté que había un dinámico mercado negro en el cual se venden las vacunas contra el Covid-19 en 150-200 dólares? Bueno, ahora tengo los pelos en la mano en el caso de Maracaibo. Resulta que en un importante laboratorio privado ubicado en la avenida 11 de la capital zuliana, al parecer venden la vacuna rusa Sputnik V por $150 y en el precio se incluyen las dos dosis. ¿Cómo ese laboratorio tiene supuestamente acceso a una parte de las 200 mil vacunas rusas que ha recibido Maduro? Ahí es donde entra la mano peluda de la ambición chavista. Resulta que el Ministerio de Salud recibe las vacunas y les distribuye en todo el país. ¿Quiénes la reciben y deben mantenerlas en custodia? Pues, las autoridades sanitarias en cada estado y en el caso del Zulia es el Sistema Regional de Salud. En este caso, ¿Cuál es la conexión del SRS con dicho laboratorio? Pues que en ese laboratorio es donde se procesan buena parte de las pruebas PCR en Maracaibo. O sea que existe la presunción que hay doble negocio. El primero con las PCR y el segundo con las vacunas. ¿De dónde saqué estos detalles? De los resultados preliminares de una investigación que está en marcha por parte de uno de los organismos de inteligencia, que incluso tienen en su poder los recibos que entrega el laboratorio.

COMPLEJIDADES. En Verdades y Rumores siempre hemos sido claros en nuestra percepción de la crisis venezolana: es una situación compleja, con actores complejos y cuya solución es muy compleja de construir. ¿Por qué la introducción? Porque partiendo de las exigencias de una solución urgente, el ciudadano debe entender el enorme esfuerzo internacional que está en marcha, pero además las dificultades que implica concretar el objetivo final: una salida política, pacífica y electoral. El problema Venezuela no se trata solo de un grupo de bandidos rojos, y también algunos azules, que han saqueado al país y no quieren soltar lo que queda de la teta. No, pues se trata de un asunto de geopolítica mundial en el cual Rusia, China, Cuba, Irán y hasta Turquía tienen sus intereses que implican mantener al chavismo en el poder, a menos que reciban a cambio algunos de los beneficios que ellos buscan por parte de EEUU. Venezuela se ha convertido en el epicentro de la expansión rusa, china e iraní en el continente para estar cada vez más cerca de Estados Unidos. Analicemos el caso ruso. Uno de los objetivos de Vladimir Putin ha sido recuperar el poderío ruso en el mundo, que se perdió en buena parte con la desaparición de la Unión Soviética y la crisis posterior a la perestroika. Fíjense como Putin ocupó Crimea y fomenta la división de Ucrania, además de mantener una amenaza permanente contra esa nación, pero además viene dividiendo naciones que formaron parte de la antigua URSS como es el caso de Georgia a la que fracturó y de ahí nacieron dos pequeñas repúblicas sostenidas por Rusia como son Abjasia y Osetia del Sur, las cuales por cierto tienen pocas embajadas en el mundo y casualmente ambos tiene delegación diplomática en Caracas. Pero además, Putin y sus tropas son los garantes de la frágil paz entre Armenia y Azerbaiyán que mantienen fuertes disputas por el control de Nagorno-Karabaj. Todo eso sin contar con el supremo esfuerzo con las vacunas Sputnik V, EpiVacCorona y CoviVac para demostrar la capacidad científica rusa. A Putin le interesa alborotar el patio trasero de EEUU y por eso su fuerte vinculación con Venezuela, Nicaragua, Cuba y otras naciones. Ahora revisemos los intereses de China. Los chinos también desarrollan una fuerte expansión de su influencia mundial y por eso, por ejemplo, desarrollan ese ambicioso plan de inversiones que se ha bautizado como “La Ruta de la Seda”. Los chinos necesitan recursos naturales y sobre todo energía porque se calcula que en la actualidad la economía de ese país consume 75% de la energía que se produce y comercializa en el mundo. Esa es una de las razones por las cuales Venezuela y sus reservas de petróleo son de gran interés. Pero no solo se trata de petróleo, sino también de uranio, coltán y otros metales raros que son necesarios para la producción china. En el caso de Irán, a los persas les conviene su participación en Venezuela porque mantiene un centro de operaciones de Hezbollah y una continua amenaza a los intereses norteamericanos en el continente, pero además por las reservas de uranio. A todos estos intereses hay que sumar los negocios de la guerrilla y el narcotráfico para terminar de armar un complejo rompecabezas. Entonces, ¿Cómo resolver el problema Venezuela? En buena parte la solución está en las negociaciones. Por eso EEUU conversa con Rusia, China, Cuba e incluso Irán para resolver el tema venezolano. Cada nación entiende que puede obtener beneficios de participar en dicha solución. Rusia, por ejemplo, quiere que EEUU reduzca su presencia militar en las naciones bálticas (Estonia, Lituania y Letonia) además de Polonia porque la consideran una amenaza; pero además buscan que los gringos cesen el bloqueo a la construcción del gasoducto Nord Stream 2. ¿Y China? Los chinos quieren fundamentalmente normalizar los acuerdos comerciales con EEUU. El caso que parece más avanzado es el cubano, porque ya ellos recibieron una propuesta de Estados Unidos y parecen estar cerca de un acuerdo. Espero que esta explicación les permita entender la complejidad de buscar una solución al conflicto en Venezuela.

PLANES “A” y “B”. Omar Prieto sigue trazando sus planes, “A” y “B”, de cara a las elecciones regionales y municipales que deberían realizarse este año. ¿Cuál de las dos estrategias pondría en marcha? Eso depende de un factor interno y otro externo. El interno, si logra finalmente ser designado candidato a la reelección o lo sacan del juego electoral. Y el externo, depende de la decisión final que tome la oposición de participar o de abstenerse. El en la actualidad no tiene nada seguro y la incertidumbre es mayor cada día, lo que le impide trabajar en un solo plan y por eso se mueve en dos al mismo tiempo, esperando que en Caracas tomen la decisión con él. Hablemos del plan “A” que depende de si logra repetir como candidato del PSUV y por eso se mueve en dos sentidos. El primero, en el caso que la oposición desista oficialmente de participar ante la ausencia de condiciones electorales, el financiaría a un opositor que se lance a cambio de mucho dinero, para darle legitimidad a su victoria y para eso ya tiene a 2-3 bates quebraos con los cuales viene conversando a través de su socio y compadre. Ahora bien, en el caso que la oposición participe luego que se logren las condiciones, mediante un acuerdo internacional, él buscaría financiar a por lo menos un aspirante paralelo, de pronto pueden ser dos, de la oposición, para intentar dividir la votación y así garantizar su triunfo. En el caso que lo terminen sacando del juego, traza un plan “B” que buscaría apoyar a un candidato opositor para que derrote al aspirante del PSUV que podría ser el general, Néstor Reverol y en el más lejano de los casos, Francisco Arias Cárdenas. Ese respaldo indirecto sería con dinero y votos a través de sus equipos políticos regionales, porque alega que si él cae, el chavismo perdería la Gobernación en el estado. En ambos planes hay un capítulo dedicado a la Alcaldía de Maracaibo, porque su intención es que Willy Casanova pierda ante la oposición y por eso viene conversando con algunos aspirantes que aceptarían su dinero y respaldo político soterrado, para castigar a quien considera un enemigo al que tiene que erradicar, que es el actual alcalde de la capital zuliana. ¿Y si Casanova termina siendo el escogido para la Gobernación? Con más razón saldría a acabar con su candidatura y el objetivo sería que el PSUV pierda en ambas aceras de la Plaza Bolívar. Para ambos planes ya cuenta con suficiente dinero y algunas cabras locas dispuestas a aceptar su propuesta.

ENREDO SIN LUZ. La crisis institucional en la Universidad del Zulia es un enredo total, pues hay diversas interpretaciones con lo que ha venido ocurriendo y sobre todo con las decisiones que se toman o no se toman. La renuncia de la profesora, Ixora Gómez, a la secretaria de la institución avivó el debate interno, a pesar de que extrañamente produjo poco ruido. ¿Qué es lo que está ocurriendo realmente en LUZ? Luego de varias consultas tengo un panorama un poco más claro. Me informan que una de las razones de la renuncia de Ixora Gómez es que realmente nunca recibió el cargo en la secretaría, porque ninguna de las otras autoridades quiere soltar el puesto anterior. ¿Cómo es eso? Bueno, resulta que la camarada Judith Aular de Durán, no quiere entregar el Vicerrectorado Académico, ya que el control del Consejo Central de Pregrado es una de sus fortalezas políticas internas y esa instancia depende del VAC. Eso tiene un efecto dominó en el resto de los cargos. Porque según el artículo 39, numeral 1, de la Ley de Universidades, el Vicerrector administrativo debe suplir las faltas temporales del Viceacadémico y Clotilde Navarro no quiere ese cargo, sino que prefiere quedarse manejando el dinero. Eso implica que la secretaria que según la misma ley, pero en su artículo 40, numeral 1, debe suplir las faltas temporales del Viceadministrativo, tampoco recibe el nuevo cargo y por eso tampoco entrega el actual. Tomando como base esa muy particular operación interna, Ixora Gómez nunca tuvo posesión de la secretaria y al parecer esa es una de las razones de su renuncia. Ahora bien, resulta que no todo queda ahí, porque aún el Consejo Nacional de Universidades (CNU), o sea el régimen chavista, no termina de ratificar la designación de la camarada Aular de Durán como rectora interina, lo que la deja en un peligroso limbo porque, a pesar de su mutación a chavista, puede el CNU designar a otro profesor(a) como rector(a) interina. ¿Esa no es una decisión política? En el fondo si lo es porque en la Ley de Universidades, artículo 20, numeral 15 de las atribuciones del CNU, se contempla que este organismo está facultado para designar las autoridades interinas en las universidades no experimentales, en los casos de la falta absoluta del Rector o Vicerrectores y en el caso de LUZ hay dos: Jorge Palencia por renuncia y Maria Guadalupe Núñez por fallecimiento. O sea que, nos guste o no, por ley el CNU puede tomar esas decisiones porque la ley le confiere esa competencia. Todo esto quiere decir que el chavismo podría sacar de su chistera la designación de un nuevo rector interino y dejar como la guayabera a la camarada Aular de Durán, a pesar de sus muestras de lealtad al proceso. Pero hay otra interpretación. Resulta que hay grupos internos en LUZ que consideran que la renuncia de Ixora Gómez abre la puerta para que el Consejo Universitario seleccione al nuevo Viceacadémico, lógicamente luego de una exhaustiva evaluación de méritos, credenciales y respetabilidad de cada uno de los aspirantes o candidatos que hayan sido propuestos. Frente a esa posibilidad que ayudaría a retomar el cauce institucional en LUZ, hay una realidad y es que Judith Aular hace pocas sesiones del CU y además tiene control del mismo con el apoyo de los estudiantes chavistas, lo que hace muy poco probable que ocurra esta alternativa, a menos que busque designar a alguien de su equipo más cercano. ¿Qué podría ocurrir? Veo dos posibilidades. La primera que todo quede igual y se mantenga la crisis institucional. Y la segunda que se agrave dicha anormalidad interna si el chavismo decide nombrar a un nuevo rector interino. Espero logren entender semejante enredo.

PANDEMIA. La contingencia por Covid-19 en Venezuela avanza a paso de vencedores, hasta el punto de que el poco control que tuvo de la pandemia el régimen de Nicolás Maduro, lo terminaron de perder. Incluso es tan grave la situación, que el pasado viernes santo se realizó una muy larga reunión en el Palacio de Miraflores entre todos los involucrados en el tema y el cogollo político del chavismo. Abundaron los reclamos altisonantes por la decisión de flexibilizar las medidas de control durante Carnaval. El temor general en el oficialismo es que la gravedad de la crisis por el coronavirus en Caracas sea inocultable, a pesar de la orden de “maquillar” la causa de muerte de los fallecidos por el virus chino. No importa las cifras de casos que anuncien todos los días, porque la percepción general es que eso es apenas una ínfima parte de la cantidad real de contagios. Como ejemplo, una dirigente social de la urbanización San Jacinto en Maracaibo, me confesó que en su sector ella tiene contabilizados 19 casos que ante los síntomas del Covid se refugiaron en sus casas y están siguiendo un tratamiento auto medicado, ya que tienen temor de morir en un hospital por la falta de atención, alimentos y medicamentos. Cuando analizaba el tema, recordé las palabras de un amigo que logró sobrevivir al coronavirus en el Hospital Universitario de la capital zuliana: “Lo peor del Covid no solo son los síntomas y las complicaciones, sino también ver morir a tantas personas por falta de alimentación y medicinas en el HUM”. A pesar de que el régimen trata de ocultar la realidad, ya hasta eso se les salió de control y durante los próximos días la segunda ola de la pandemia se podría convertir en un tsunami. Y mientras el avance del virus es acelerado, el régimen de Maduro sigue tomando decisiones políticas para evitar que ingrese la vacuna de AstraZeneca, con el fin de complacer a Vladimir Putin, pero jugando con la vida de los venezolanos. Como es normal en revolución, Maduro sigue sin escuchar el clamor nacional que exige el ingreso de las vacunas, ante la peligrosidad del aumento de contagios en el marco de la segunda ola. Al chavismo poco o más bien nada le importa la salud de los venezolanos.

¿UNIDAD? Como era de esperarse comenzaron las reacciones de los partidos políticos, que se sienten excluidos de ese nuevo pacto unitario anunciado por el G4. Uno de los primeros en fijar posición fue el Partido Centro Democrático (PCD), que emitió el siguiente comunicado: “Estimado ciudadano, Juan Guaidó. El documento que sale a la luz pública en el día de ayer (sobre la reconfiguración de la alianza) es la expresión más ejemplarizante de la “MISERIA HUMANA”. que gira alrededor del G4. Les falta grandeza ante los tiempos que está atravesando nuestra Nación y el sufrimiento de nuestra gente. Uds. no buscan la “UNIDAD”, ustedes tienen “secuestrada” la misma. Por ustedes jamás saldremos de este régimen que representa el peor modelo del mundo. Sr. Guaidó siga así y cada día estará más solo y con más rechazo que aceptación. Analice los sondeos de opinión y atienda al llamado de su conciencia y a la hora de la Patria. Pero su fracaso no será personal o partidista, será de un País donde nuestra gente se muere de hambre, por falta de atención médica y unas condiciones indignas para vivir”.

CLASES PRESENCIALES. Aunque por ahora se desconoce cuándo retornan las clases presenciales en Venezuela, cuando eso ocurra va a estallar una crisis que debemos revisar, ya que de nuevo la pandemia retrasa la aparición de varios problemas que rodean al sector educativo, que no es ajeno al deterioro del país. Primero, Maduro insiste que serían reanudadas las clases presenciales tomando todas las medidas de bioseguridad. Es imposible que en las instituciones públicas se garanticen las medidas de bioseguridad, porque el régimen ni siquiera cumple con esas exigencias en los hospitales, tomando en cuenta las constantes quejas de los gremios de la salud, mucho menos podrá hacerlo con las escuelas. Pero además Maduro evade con total premeditación y alevosía otros problemas que afectan a la educación como, por ejemplo, el desvalijamiento de las escuelas y universidades públicas por parte de la delincuencia y el deterioro de la infraestructura. Sin embargo, supongamos que los educadores se sobreponen al colapso en las instituciones y deciden cumplir con sus clases presenciales y es ahí cuando entra un nuevo condicionante ¿Sus salarios alcanzan para pagar los altos costos del transporte público? ¿Podrán pagar gasolina en dólares aquellos que tengan sus propios vehículos? Por supuesto que no. Sobre el tema conversé con un amigo docente universitario quien trabaja en dos universidades, una pública y una privada, y me dejó muy en claro que aun sumando ambos salarios es imposible pagar la gasolina dolarizada para ir a cumplir con sus obligaciones. ¿Cuántos profesores y empleados de las públicas y privadas pueden pagar la gasolina en $$? ¿Cuál es la solución para sus bajos sueldos? Pero, además, el problema del transporte público y la gasolina dolarizada también afecta a los estudiantes universitarios, que en su mayoría tampoco podrán cubrir los costos de movilizarse a las instituciones donde cursan estudios. Este es un problema que se postergó gracias a la pandemia que generó la suspensión de las clases presenciales, pero que ahora se presentará en su máxima expresión.Se avecina una profundización de la crisis en la educación venezolana.

REGAÑO. Si la oposición a nivel nacional tiene graves problemas internos que afectan su funcionamiento, en el Zulia las cosas están peores porque hay mayor desconfianza entre las distintas fuerzas políticas. Por eso está paralizada desde hace muchos meses y eso no solo lo notan los ciudadanos, sino que los integrantes de la Comisión Delegada de la Asamblea Nacional (2015) que estuvieron de gira por nuestro estado, entre el 18 y el 20 de marzo, entre otras tareas, vinieron a regañar a los miembros del Frente Amplio en el estado. Los reclamos giraron en torno a tres aspectos: sectarismo, entrega al régimen y sobre todo la falta de operatividad política. De nada sirvió el regaño, pues desde esa fecha hasta finales de marzo, el FAVL en el estado siguió estancado. Por eso el pasado miércoles 31/03 en una reunión vía Zoom del Frente Amplio a nivel nacional, volvieron a recriminar la parálisis de la oposición en el Zulia y de nuevo les ordenaron reactivar la lucha en el estado. Me cuentan que al finalizar la reunión virtual Eduardo Vale de Voluntad Popular y Marisela Reverol de Un Nuevo Tiempo estaban muy molestos por el nuevo regaño.

#CONTRASTES. En el nuevo episodio de #Contrastes, que se estrena este viernes a las 7PM, converso con la presidenta de la Asociación de Profesores de la Universidad del Zulia, Molly González, sobre el deterioro social y económico de los docentes universitarios y la crisis en LUZ. No olvides suscribirte a nuestro Canal de YouTube: http://ow.ly/eQIH50AyZg4.

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...