El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

De aquellas a esta masacre, por Énder Arenas Barrios

En la narrativa chavista hay golpes buenos y golpes malos, hay golpes democráticos y golpes fascistas. Por ejemplo, los golpes del 92 son golpes buenos, aunque las muertes fueron muchas, el golpe del 2002 fue un golpe malo y fascista, hay militares patriotas y militares gorilas, dictadores buenos y dictadores malos, por ejemplo Fidel era un dictador bueno, Pinochet era un perfecto hijo de p…, corrupción buena, porque se hace en nombre de la razón revolucionaria que es una razón superior, por ejemplo se dice que Rafael Ramírez arruinó Pdvsa y en cuya administración hay un pequeño faltante de 11 mil millones de bolívares, pero a Ramírez no se investiga por orden del TSJ, Ramírez es un corrupto bueno, es un hijo de… Chávez.

En contraste hay una corrupción mala y por supuesto corruptos malos, por ejemplo Manuel Rosales acusado de regalarle a un jefe policial una camioneta vieja que el policía, luego de arreglarla, vendió por 10 mil bolívares, ¡horror! Rosales es acusado de ser un ladrón y no cualquier ladrón, sino uno de siete suelas, preso por orden presidencial.

Últimamente hay masacres, consideradas detestables y terribles, crímenes de Estado, por ejemplo, Yumare, cuyo caso ha sido reabierto por una comisión que estudia las masacres pasadas, hijas de la llamada “Cuarta República” y hay masacres, como la producida en Barlovento, que solo fueron hechos aislados. Las primeras, Yumare, sigo con el ejemplo, fueron ejecutadas por militares traidores, descendientes directos de Páez y hasta de Santander, sanguinarios y fascistas y las segundas, esta de Barlovento con 12 muertos y otros desaparecidos, caramba, fue, simplemente, un hecho aislado, un exceso que, obviamente, no se compadece con el carácter humanitario y justiciero del militar chavista y bolivariano, pues. Además fue el producto de un operativo llamado OLP que asesina a los más pobres por el bien de los pobres.

Pero, miren que los 12 cuerpos que fueron desenterrados de una fosa común, estaban desmembrados e irreconocibles. Los signos de violencia ejercida sobre estos hombres hablan de una enorme crueldad y la manera como fueron sacados de sus casas hablan también de la premeditación, alevosía, agavillamiento, en n, una violencia poco humanitaria, poco bolivariana y poco chavista según el ministro Padrino López quien tuvo las bolas de terminar el documento con el “Chávez Vive”.

El operativo OLP ha asesinado a más de novecientos personas solo este año. Hay muchas voces críticas de la OLP y más críticas se han producido cuando se puso ese operativo en mano de militares que no están preparados para encarar funciones contra la inseguridad y el crimen común. En todo caso las OLP solo reflejan la propensión al crimen de este régimen.

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...