El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

El papa y Fernández hablan de crisis argentina en Vaticano

La pobreza alcanza al 35,4% de la población, según los últimos datos oficiales de septiembre, pero expertos señalan que afectaría en la actualidad al 40% en un contexto de recesión económica y alta inflación

El papa Francisco y el presidente argentino Alberto Fernández mantuvieron el viernes una audiencia privada en el Vaticano durante la cual conversaron sobre la pobreza y el endeudamiento que sufre su país.

Esta es la primera reunión del dirigente peronista con el papa de origen argentino desde que asumió Fernández en diciembre. El encuentro fue en la Biblioteca Privada del Palacio Apostólico.

Los dos se habían reunido informalmente en agosto en el hotel donde reside Jorge Bergoglio, el primer papa latinoamericano, en el Vaticano.

Fernández dijo después a periodistas que había conversado con el pontífice sobre la crisis económica y la deuda pública externa argentina. “Sé que cuento con él. Le pedí que todo lo que pueda hacer para ayudarnos lo haga y sé que lo va a hacer porque quiere mucho a su país y a los argentinos”, afirmó.

La pobreza alcanza al 35,4% de la población, según los últimos datos oficiales de septiembre, pero expertos señalan que afectaría en la actualidad al 40% en un contexto de recesión económica y alta inflación. En 2019 el costo de vida fue de 53,8%.

Asimismo, Fernández indicó que con el papa comparte la visión de que en el país sudamericano “debe de terminar el tiempo de disputas” políticas.

Sobre una eventual visita a Argentina –Bergoglio no ha regresado desde que fue designado jefe de la Iglesia católica en marzo de 2013– Fernández señaló que la desea, pero no quiere que el papa “se sienta presionado ni sienta ninguna imposición de mi parte”.

El Vaticano señaló que Fernández además se encontró con el cardenal Pietro Parolin, Secretario de Estado, quien estaba acompañado por Mirosław Wachowski, subsecretario para las Relaciones con los Estados.

“Durante las cordiales conversaciones se expresó satisfacción por las buenas relaciones existentes entre la Santa Sede y Argentina… y se examinó la situación del país, con especial referencia a algunos problemas como la crisis económico-financiera, la lucha contra la pobreza, la corrupción y el narcotráfico, la promoción social y la protección de la vida desde su concepción”, dijo el comunicado.

Agregó que “en este contexto, se señaló la importante contribución de la Iglesia Católica en favor de toda la sociedad argentina, especialmente de los sectores más vulnerables de la población”.

Grupos feministas del país sudamericano abogan por que el Congreso apruebe este año una ley de legalización del aborto libre luego de que en 2018 una iniciativa en ese sentido que fue aprobada por los diputados naufragó en la cámara de senadores en medio de la disconformidad expresada por sectores conservadores, incluido la Iglesia católica argentina.

Fernández manifestó a medios de prensa a fines de diciembre que la iniciativa debería tratarse al ser un “problema de salud pública” en referencia a que la mujer que aborta en el país de forma clandestina “pone en riesgo su vida”.

El aborto sólo se permite en el país en casos de violación y cuando está en riesgo la vida de la mujer.

El papa también conversó brevemente con la primera dama argentina Fabiola Yáñez. Francisco la había visto en diciembre en la inauguración de una fundación educativa en el Vaticano.

Los jefes de Estado se sentaron a ambos lados en un escritorio donde conversaron en buena sintonía y luego se intercambiaron regalos. Entre los que Fernández le entregó a Bergoglio hay una figura de Dios Manuel Costa de los Ríos -conocido como “Negro Manuel”- un esclavo negro del siglo XVII devoto de la Virgen de Luján -patrona de Argentina- que la Iglesia argentina busca beatificar.

La reunión forma parte de una gira de Fernández que incluye encuentros con las autoridades de Italia, España, Francia y Alemania.

El presidente argentino se reunió en Roma con el premier italiano Giuseppe Conte y el presidente Sergio Mattarella.

Durante su actividad en Italia, el mandatario también se reunió con el director ejecutivo del Programa Mundial de Alimentos de Naciones Unidas, David Beasly, al que le comentó la situación social en el país y relató detalles del plan contra el hambre, que implementó como uno de los ejes de sus políticas de Estado.

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...