El diario plural del Zulia

Rubert Quijada deja el fútbol venezolano para que su hijo crezca "tranquilo"

Quijada militará a préstamo por un año en el Al Gharafa SC de Catar.

Rubert Quijada, defensa central del Caracas, dijo en una entrevista que publica hoy la prensa venezolana que abandona el fútbol de su país y se marcha al de Catar para que su hijo pueda "crecer tranquilo".

"Si por mí fuera nunca me iría del Caracas. Uno busca el bienestar de su chamo (hijo), que el niño pueda crecer tranquilo. Es triste que un niño no pueda ir con su mamá a una plaza a manejar bicicleta porque existe un riesgo de que los puedan robar", señaló el jugador de 28 años al diario deportivo Meridiano.

"Viajaré entre el jueves y el viernes. Dentro de una semana o dos seguirán mi esposa con mi hijo, puesto que el club hará pretemporada fuera de Doha".

De acuerdo con la información que publica el rotativo, Quijada militará a préstamo por un año en el Al Gharafa SC, que tiene sede en la ciudad de Doha, capital de Catar.

Tras este lapso el Al Gharafa tendrá la posibilidad de ejercer la opción de compra de la ficha de Quijada.

Además de la oferta catarí, Quijada tenía sobre la mesa una oferta del Atlético Bucaramanga de Colombia, que dirige "El Pecoso" Fernando Castro, de acuerdo con la prensa venezolana.

Pero el monaguense explicó que eligió el fútbol de Catar, pese a la "polémica" que se pudiera suscitar por su decisión, para asegurar "el futuro" de su hijo, que cuenta año y medio de vida.

"Tomando esta decisión tengo el futuro asegurado para él".

El defensor viene de perder la final del Torneo Apertura ante el Monagas, pese a que el Caracas ganó por 2-1 el partido de vuelta de la serie.

"No tengo nada que reprocharle al Caracas. Sin duda alguna es mi casa. Quería irme siendo campeón, pero las cosas no se dieron y me voy un poco triste por eso".

Lea también
Comentarios
Cargando...