El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

Cachorros e Indios salen a disputar el juego 3 de la Serie Mundial

Desde el 10 de octubre de 1945, el Wrigley Field no acogía un partido de Serie Mundial hasta este viernes, cuando los Cachorros de Chicago tendrán la oportunidad de disputarlo recibiendo a los Indios de Cleveland en el Juego 3 del clásico de otoño.

Será la primera acogida del legendario parque de pelota norteamericano en más de 70 años, con los Cachorros buscando romper una maldición que tiene más de un siglo y con posibilidades de coronarse jugando en casa por primera vez.

Eso determina que los juegos 3, 4 y 5 de la Serie Mundial se conviertan en los juegos más costosos en la historia del béisbol para los fanáticos que aspiran ver el histórico clásico de otoño, con boletos alrededor de los 3.000 dólares.

Luego de partir del Progressive Field en Cleveland con la Serie igualada a un triunfo por bando, ambos equipos tienen la necesidad de ganar a sabiendas de que la novena que se imponga en el juego 3 con la serie empatada, termina siendo el campeón en el 63,7 por ciento de los casos (58-37) y se ha coronado en 10 de las últimas 12 veces.

En el primero de la Serie, los Indios se impusieron gracias a la fórmula del éxito que los trajo hasta aquí: su pitcheo. Corey Kluber estableció récord de ponches para la franquicia en estas instancias y el bullpen encabezado por Andrew Miller volvió a sacar de paso a los rivales. La ofensiva, que solo promedia 3,4 carreras por juego en los playoffs, contó con dos jonrones de Roberto Pérez para despegar.

Sin embargo, los Cachorros respondieron con una formidable actuación de Jake Arrieta desde el montículo, quien lanzó un no hitter hasta el sexto episodio. Kyle Schwarber produjo dos carreras para que los Cubs se robaran la ventaja de localía. Para el tercer partido, ambos equipos tendrán que responder a varias interrogantes en su lineup.

Los Cachorros no podrán alinear a quien fue su mejor bateador en los primeros dos compromisos en Cleveland: Kyle Schwarber. El jardinero salió de una lesión de rodilla que lo mantuvo alejado de los diamantes durante seis meses, para batear durante los primeros dos juegos de 7-3 con dos impulsadas, dos bases por bolas y un doblete, por lo que los jardines serán custodiados por Chris Coghlan, Dexter Fowler y y Jason Heyward, dejando a Schwarber como potencial bateador emergente.

“No es decepcionante”, con esa Schwarber. “Hice lo que pude para estar ahí y es una decisión que entiendo. Estar jugando una Serie Mundial es un sueño”, confesó.

El venezolano Willson Contreras también tendría grandes oportunidades de jugar en la pradera izquierda de los Cachorros.

En el estadio de la Liga Nacional, los Indios también deberán tomar una decisión importante ante la ausencia del bateador designado: si ubicar a Carlos Santana o a Mike Napoli en el lineup; incluso ambos.

“Nos gustaría encontrar una manera de mantener su bate (el de Santana) en el lineup”, explicó el coach de banca, Brad Mills. “Estamos analizando qué posibilidades tenemos”. Santana ya tuvo varias prácticas previo al juego 2 ensayando esa posibilidad.

Carta de garantía Por los Cachorros, Kyle Hendricks será el abridor. El derecho ha sido una carta de confianza que ha tenido el mánager Joe Maddon todo el año. Hendricks viene de blanquear en 7.1 innings a los Dodgers, y acumula 1.65 de efectividad en octubre.

Por la “Tribu”, Josh Tomlin tomará la bola. El derecho enfrenta a una ofensiva que descargó 199 jonrones en la ronda regular, y él fue el tercero que más admitió en la Liga Americana con 36. Esta postemporada, acumula 10.2 capítulos, con tres carreras limpias.

Lea también
También te sugerimos
Loading...
Comentarios
Cargando...