El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

Marlene Nava, la raigambre del periodismo

Cincuenta y dos años de ejercicio profesional, 18 cargos periodísticos, 33 distinciones y un asiento con número propio en la Academia Zuliana de la Historia convierten a Marlene Nava, periodista cultural, en la figura principal del premio de periodismo interno con el que Versión Final homenajeará a sus profesionales mañana, 27 de junio, Día Nacional del Periodista. En él participan 23 aspirantes.

Las primeras referencias sobre Nava provienen de su gestión cultural con base en las artes plásticas, los acordes musicales y la escritura que la humedad del Lago ha hecho sudar a los artistas zulianos. Tal devoción por los encantos de esta tierra ha sido expresada en la límpida pluma de quien ostenta, en su experiencia laboral, la reportería en los diarios Crítica, La Columna, El Nacional de Occidente y El Zuliano. Fue docente en la Universidad del Zulia y en la Católica Cecilio Acosta y directiva en ministerios, en la Secretaría de Cultura del Estado y en la Biblioteca Pública del Zulia.

Defensora del periodismo

datosversionfinalElla cultiva los saberes de la profesión desde que egresó en la última promoción de licenciados en Periodismo que la Universidad del Zulia graduó en 1971, antes de que la escuela y la carrera pasaran a ser de Comunicación Social. Nava cuenta que así fue como empezó a segmentarse una profesión, cuya naturaleza siempre ha sido la integralidad, pues ella forma parte del cúmulo de profesionales que ve al periodismo como uno solo, aunque lo apelliden como informativo, deportivo o cultural.

Ese periodismo, a secas, es evaluado en Versión Final para su premio interno. El jurado evaluador está conformado por los periodistas y profesores universitarios Margarita Arribas, Juan Pablo Boscán y la propia Marlene Nava, junto con la fotógrafa documental Ana María Otero (“Guary”); el diseñador Juan Bravo, y por este rotativo, Gustavo Ocando Alex, jefe de Edición, y Daniela Rincón, directora Web.

Los criterios de evaluación en las letras, en las capturas y en los trazos de los concursantes son la pertinencia, las cualidades narrativas y descriptivas, además de la veracidad de sus trabajos sobre la realidad actual que, según Nava, el periodista no puede maximizar ni hacer desaparecer, sino que se debe mantener entre ambos extremos, justo donde habita en verdad.

Esa misma realidad es la que la hace rememorar los tiempos en los que cubría la fuente policial y debía pasar en minutos de una escena del crimen que involucraba machetazos y mucha sangre en alguna barriada, a una entrevista de personalidad al icónico mimo francés Marcel Marceau en el teatro Baralt.

Homenajes merecidos

La “Dama del Empedrao”, como la llaman los cultores locales, ha recibido muchos otros homenajes. Cree con cada uno de ellos que la vida le devuelve lo sembrado. “Los homenajes son respuestas y son demandas: respuestas a mis años de servicio y demandas para que lo siga haciendo”.

Sonríe con la mirada, adelanta a sus pasos un bastón blanco y plateado como sus cabellos. Deja ver el resplandor del sol sobre las carnes de sus brazos morenos, andando por las calles de Santa Lucía, cuya cultura ha tecleado y gesticulado casi toda su vida, de puertas abiertas a la civilización, a la universalidad y al humanismo que entraman el brillo de su ser.

 

Lea también
También te sugerimos
Comentarios
Cargando...