El diario plural del Zulia
TOPE DELIA PLAZA

La fiebre por el cine invade Maracaibo

El Centro Bellas Artes Ateneo de Maracaibo sube el telón para presentar la décima tercera edición del Festival de Cine Francés en Maracaibo, con la proyección de la película Fidelio, la odisea de Alice. El evento es una continuación de las actividades que iniciaron en la capital venezolana el pasado 29 de abril, en marco de la esta del séptimo arte internacional.

cineversionfinalEl festival organizado anualmente por la Embajada de Francia en Venezuela con la colaboración del Circuito Gran Cine, el Institut Français y el Centro Nacional Autónomo de Cinematografía (CNAC), presentará en Venezuela más de 15 títulos representativos del cine contemporáneo francés, con diversidad de temáticas, géneros y directores de alta calidad.

En esta edición, la Embajada de Francia hizo un esfuerzo por traer al país múltiples producciones que demuestran la riqueza del cine europeo. Los amantes y fanáticos de este arte podrán deleitarse, en la capital zuliana, hasta el 24 de mayo con películas como Alas de libertad; En un patio de París; Conexión Marsella; Mil noches y El caso SK1.

Las sesiones tendrán lugar en la sala baja del Teatro Baralt, en el auditorio del Bellas Artes y en los espacios de las escuelas de derecho, comunicación social e idiomas de la Universidad del Zulia (LUZ). Las proyecciones serán con entrada libre y gratuita; a excepción del Bellas Artes que cobrará una colaboración de Bs. 200.

 

Más opcionesfestivaldecineversionfinal

En la actualidad, entrar a una sala de cine cuesta entre 320 y 500 bolívares, el combo más sencillo en el área
de caramelería promedia los 1500 y en algunas líneas de taxi la carrera mínima ya se ubica en 600. En total, una
salida familiar a ver una película podría costar, incluso, la mitad de la quincena de un asalariado
. Aunado a esto, son numerosas las molestias que se han presentado por los cortes eléctricos en los centros comerciales.

Es por ello que los centros culturales de la región brindan alternativas, y las utilizan como plataforma para apoyar el talento nacional.

“El Ministerio de la Cultura no nos ha entregado ningún recurso. A las salas de cine, y a todos los espacios culturales, debe brindárseles apoyo. En estos momentos de crisis la recreación del alma es lo más importante. Nuestra intención es que se apoye al cine venezolano en primera instancia y al cine de autor”, puntualizó Régulo Pachano, director del Camlb.

Es así que los marabinos han optado por asistir a proyecciones cinematográficas alternativas donde tienen la oportunidad de apreciar producciones independientes, latinoamericanas, europeas y asiáticas que tienen poquísima presencia en las salas del país.

Tanto el Baralt como el Bellas Artes, acostumbran a realizar funciones esporádicas. Además, universidades e instituciones también se han unido a esta práctica que fomenta la pasión por el séptimo arte.

 

Lea también
También te sugerimos
Comentarios
Cargando...