Maracaibo, Venezuela -

Sucesos

Mata a mordiscos a su hija de 3 años

La madre y el padrastro quedaron aprehendidos. En menos de un mes han asesinado a dos niñas en la ciudad

viernes 06/10/2017
6:56 AM
  • Francia Romero

  • @VersionFinal

  • Carmen Hernádez

La irresponsabilidad y la ira gobernaron la casa de bloques grises de la calle 26, del sector La Arreaga, parroquia Cristo de Aranza, sur de Maracaibo. Jholiver del Carmen Montiel, de 23 años, habría matado a su hija Jhoana Carolina Montiel Montiel, de 3 años, a mordiscos y golpes, presuntamente en complicidad con su pareja Gustavo Adolfo Ferrer, de 26 años.

Dila Ferrer, madre de Gustavo, relató que a las 9:00 p. m. de este miércoles, la mujer llegó desesperada a su vivienda y contó que su pequeña hija había sufrido un golpe al caer de la cama.

La madre, al ver el cuerpecito desvanecido, decidió trasladar a la niña de emergencia al hospital Chiquinquirá, pero ya era tarde. La pequeña no tenía signos vitales.

El teatro solo duró minutos. La autopsia reveló la verdad de lo sucedido. La menor presentó gran variedad de hematomas, mordiscos en su cráneo y escoriaciones en su cuerpo.

La mordía porque no tenía para darle de comer”, fueron las declaraciones que dio la mujer en el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc). De inmediato, Jholiver y su marido quedaron aprehendidos por los sabuesos del cuerpo detectivesco.

En las inmediaciones de la Delegación Zulia, Dila aseguró que su hijo no era responsable de la muerte de la pequeña Jhoana y detalló que su nuera era una “mala madre. Yo le preparaba la comida a la bebé y sin darme cuenta, ella (Jholiver) se la comía”. Yudimar Martínez, vecina de Montiel, dijo que la fémina acostumbraba a darle fuertes palizas a la niña. “Subía el volumen al equipo de sonido para que no oyéramos el llanto de la bebé”, mencionó la habitante de la barriada.

Otra de las moradoras, cuya identidad no dio a conocer, denunció: “Yo vi a Jholiver cómo jalaba fuertemente a la niña por sus bracitos”.

Libertinaje

Daniela Montiel, hermana de la mujer, alegó desconocer lo sucedido con la chiquilla, pero aceptó que su hermana tenía una personalidad liberal. “Ella se perdía, desaparecía y nos dejaba a la pequeña. Su hijo mayor, de 5 años, vive con nosotros”, en El Moján, municipio Mara. Aseguró que su madre, abuela de la menor, se encargaba de cuidar a la pequeña Jhoana hasta hace tres meses, antes de fallecer.

Por ello, Jholiver se la llevó y no tuvieron más información. Martínez, su vecina, contó que hace dos meses la dama abandonó a su marido por otro hombre y regresó por encontrarse embarazada.

LEA ADEMÁS
Loading...
COMENTE