Maracaibo, Venezuela -

Sucesos

Freidy pidió que no lo dejaran morir

sábado 16/01/2016
4:10 AM
  • Michell Briceño Ávila

  • @versionfinal

  • Archivo

No me dejéis morir” fueron las últimas palabras que pronunció Freidy Eduardo Castro Zabala, de 14 años, a sus compañeros de clases.

Danith Zabala, madre del infortunado, en ningún momento se separó del féretro de su hijo, ninguna palabra lograba darle consuelo. Familiares contaron que la mujer no se alimenta bien y debido a ello sufrió un síncope que ocasionó que su presión arterial se elevara.

Trascendió que la mujer es oriunda de Plato Magdalena, Colombia, tenía 27 años en el país. El sepelio de Freidy se realizó ayer porque esperaron a familiares provenientes del hermano país.

A la vivienda ubicada en el barrio Brisas del Norte, calle 18, con avenida 21F se acercaron compañeros de estudios del joven. Las lágrimas y flores bañaban el ataúd del menor.

Norbelis Mejías, prima de la víctima, informó que fueron siete los testigos de la muerte de su familiar y que temen por sus vidas y por este motivo se encuentran resguardados.

Según relataron fueron dos los maleantes que se acercaron a ellos. El que disparó contra Freidy fue un maleante apodado “El Job” quien fue expulsado del liceo Baralt por portar un arma de fuego, y el segundo, del cual no se conoce identidad, se encargó de someter a otro adolescente con un arma blanca y revólver.

“Los malandros le dijeron que se detuviera, Freidy se puso muy nervioso y les preguntaba qué quería y uno de ellos le dijo: ‘Cállate que te voy a matar’, a lo que él respondió ‘¿me vais a matar?’, y fue cuando ese hombre le disparó en el pecho. Los sujetos alegaron que ellos sabían lo que querían”, dijo la pariente.

Los menores que fueron testigos del terrible asesinato de un adolescente que pretendía seguir los pasos de sus hermanos mayores, presumen que los homicidas hayan estado bajo los efectos de las drogas y que su intención era abusar sexualmente de las menores.

Destacaron que la progenitora de Freidy crió con su esfuerzo a sus cuatro hijos. Se conoció que tenía una tienda pero que la tuvo que cerrar por la escasez de los artículos de primera necesidad.

El sepelio de Freidy se efectuó a las 2:00 p. m. en el cementerio de Santa Cruz de Mara.

LEA ADEMÁS
Loading...
COMENTE