Maracaibo, Venezuela -

Política y Dinero

La manoseada “guerra económica” se agota como argumento efectivo

lunes 23/05/2016
4:12 AM
  • Paola Cordero

  • @versionfinal

  • Archivo

Desde 2010 los más altos funcionarios del Gobierno nacional manejan un reiterado discurso enfocado hacia supuestas intervenciones por parte de grupos políticos internos y externos del país, interesados en desestabilizar las finanzas patrias.

Este fenómeno fue denominado por Hugo Chávez Frías como “guerra económica” y seis años después, su heredero político achaca la crisis a este factor.

A pesar de que el 69,4 % de la población venezolana no cree en este planteamiento, según estudios del Instituto Venezolano de Análisis de Datos (IVAD), la bancada del oficialismo insiste que la oposición es financiada por la oligarquía y el imperio capitalista para orquestar planes de ataque a la economía venezolana y las redes públicas del Estado.

David Paravisini, ingeniero y profesor de la Universidad Bolivariana de Venezuela, asegura: “Hay una guerra mundial desde hace 15 años por un tema de petróleo”. El especialista en energía, muy cercano al proceso revolucionario, responsabiliza a los Estados Unidos de preparar una estrategia para obtener recursos energéticos de países que le sean adversos, en busca de incrementar la producción de su petróleo interno.

“Quieren apoderarse del petróleo de Venezuela. Quieren un gobierno que les entregue el petróleo como trataron de hacer en Irán y no les funcionó y como lo hicieron en Libia”, explica.

Paravisini destaca que hay una campaña propagandista para inducir a la población a que piense que no existe tal guerra. “Esto no es imaginación, está sucediendo. Hay intereses nacionales que están en juego, independientemente de que Nicolás Maduro sea o no el mejor presidente de la República, pero el tema es un hecho objetivo”.

“Norteamérica ha logrado conseguir aliados como Colombia y este país ha hecho una base de ataques contra nuestra moneda, los más feroces que ha habido en la historia de la humanidad, donde permite una casa de cambio ilegal, cambiar bolívares por pesos a una tasa que fijan contrabandistas y delincuentes”, completa.

Es algo mundial

Alexo Faría, profesor del Departamento de Macroeconomía de la Facultad de Ciencias Económicas y Sociales de LUZ, destaca que todos los países tienen obstáculos y sectores que procuran afectar el sistema económico. Refiere que Venezuela atraviesa una crisis económica en el marco de una caída de más del 90% de sus ingresos petroleros. “Esa caída es producto de una guerra normal en el mercado mundial. Todo el mundo quiere tener costo de producción bajo en las materias primas. No sería un ataque dirigido solo a Venezuela”.

Faría sitúa en el contexto actual el argumento de la “guerra económica” y asegura que “todos los agentes económicos del país serían responsables de la guerra económica” y lo sustenta al referirse a las mentiras en la difusión de la información y en consecuencia las decisiones serán adversas, porque hay una información errada.

“Las gobernaciones o alcaldías deben asumir también la responsabilidad de esta situación, es decir, todos los niveles de gobierno, si no, para qué sirven. La realidad es que en los sectores bajos no piensan en ‘guerra económica’ sino en que no consiguen leche para sus hijos ni medicinas, y en los sectores de arriba la solución es quítate Maduro para ponerme yo”.

Cfinanzasversionfinalulpas a otros

Fedecámaras, Consecomercio y Venamcham “son el rostro económico de la guerra contra el pueblo”, según palabras del presidente Nicolás Maduro, el 30 de octubre de 2013 en un acto político en el Teresa Carreño de Caracas. El mandatario también incluye a Empresas Polar en la lista de ejecutores del plan desestabilizador que pretende derrocarlo. Las pruebas no se conocen.

El 13 de enero, luego del sacudón político con el cambio de timón en el Parlamento, Maduro culpó de la grave escasez y la desbordante inflación a “un diseño que se hace para tratar de turbar el pueblo y llevarlo a situaciones extremas, ese es el concepto vital para desestabilizar el país (…). Hay un golpe económico en marcha en Venezuela”.

Egno Chávez, sociólogo y profesor de LUZ, afirma que para el ciudadano común ese planteamiento es poco aceptado y que en lugar de hablar de‘guerra económica’ es necesario hablar de un plan de ajuste integral de la economía, que se enfoque en un discurso más hacia generar confianza en los actores económicos. A su juicio se debe dejar de culpar a los sectores industriales de las circunstancias de producción.

“El concepto de la ‘guerra económica’ es un discurso que excluye a un sector que es estratégico para el desarrollo del país, que es importante para que se recupere la economía del país que es el sector privado”.

Si no hay una coordinación entre sector público y privado no tenemos chance de mejorar la economía, aseguró Chávez.

“Es evidente que la red pública no es su ciente para garantizar el abastecimiento, esto es lo que genera esa situación de cola en todos los establecimientos comerciales de alimentos”.

Chávez insiste en que más allá de discursos ideológicos y de culpar a otros sectores, llegó el momento de poder concertar una alianza que permita sacar al país de la situación donde está, pues “el gobierno debe bañarse de realidad y asumir el conjunto de medidas que hay que tomar”.

Excusas

Jorge Morán, analista político, catalogó la teoría como un concepto de distracción y que procura eximir de responsabilidades al Gobierno de su ineficiencia. “Se trata de buscar responsables fuera de la gestión del gobierno. Es un recurso que se ha utilizado históricamente por muchas naciones”.

El discurso de la ‘guerra económica’ se agota en el tiempo, la inflación sube de manera constante y la escasez se profundiza. “No han podido por lo menos corregir las consecuencias, en caso de que así fuese. La credibilidad de ese discurso se tiene que agotar, porque la situación no mejora, al contrario empeora. El Gobierno anuncia medidas para combatir los efectos de la guerra económica pero no termina de darle solución. Las verdaderas causas de la problemática del país son las políticas públicas en materia económica que vienen tomando desde hace tiempo”.

LEA ADEMÁS
Loading...
COMENTE