Maracaibo, Venezuela -

Opinión

Un verdadero homenaje, por Francisco Arias Cárdenas

miércoles 14/09/2016
8:51 AM
  • Francisco Arias Cárdenas- Gobernador del Zulia

  • @versionfinal

  • Archivo

Maracaibo y Los Puertos de Altagracia se miran de frente desde las orillas oriental y occidental del lago, y celebran su fundación oficial como ciudades el mismo día, el 8 de septiembre. Sin embargo, las investigaciones arqueológicas más recientes nos dicen que 15 mil años a. C., ya había asentamientos indígenas en las riberas del Lago de Maracaibo. En todo caso, las fechas forman parte de un devenir histórico donde lo que trasciende es el ser y el hacer humano.

Y es en compromiso con esa historia, que nos hemos dedicado a trabajar para entregar un compendio de obras que son demostración clara y fehaciente de nuestro respeto y afecto por los ciudadanos, a quienes devolvemos con concreciones la responsabilidad que pusieron en nuestras manos hace casi cuatro años.

Nos entusiasma que hoy los zulianos pueden disfrutar de varios parques ribereños, para su salud física y espiritual; que pueden transitar por tres distribuidores del corredor Hugo Chávez, a bordo del Transmaracaibo, moderno transporte que sirve a más de 80 mil personas diariamente. Nos hemos dedicado a rescatar la identidad, la tradición y la cultura zuliana, restaurando el Casco Histórico, declarado como Zona de Interés Turístico desde 2013, donde seguimos ejecutando un ambicioso plan patrimonial.

Los maracaiberos podrán enorgullecerse otra vez de las emblemáticas plazas Bolívar y Baralt, de la Casa de la Capitulación y del Palacio de Gobierno, del Hospital Central (el más antiguo en América Latina), de la Catedral, del Paseo Ciencias, del CAM-LB y Teatro Baralt, entre otros. Pronto entregaremos el Gran Oncológico de Occidente, con una inversión de 16 millones de dólares, para atender a ciudadanos de diversas zonas del país.

A la par de esas obras, vamos recuperando vialidad, escuelas y ambulatorios que tuvieron más de una década en una eterna reparación, y con el mismo afán recogemos día a día 300 toneladas de basura de las calles de Maracaibo: son obras que son amores, pues así es como se homenajea dignamente a una generosa ciudad en su aniversario.

LEA ADEMÁS
Loading...
COMENTE