Maracaibo, Venezuela -

Opinión

Día Internacional de los Pueblos Indígenas, por Rubia Luzardo

jueves 10/08/2017
9:56 AM
  • Rubia Luzardo- Profesora universitaria

  • @versionfinal

  • Archivo

El 9 agosto de cada año, el mundo celebra el Día Internacional de los Pueblos Indígenas, esta fecha nos recuerda la primera reunión del Grupo de Trabajo sobre las Poblaciones Indígenas de la Subcomisión de Promoción y Protección de los Derechos Humanos a nivel de la Organización de Naciones Unidas (ONU), realizada en 1982.

Es importante saber que una década después de esta primera reunión, en 1994, la Asamblea General de Naciones Unidas decretó el primer Decenio Internacional de los pueblos Indígenas (1994-2004), con el propósito de fortalecer la cooperación internacional en la búsqueda de alternativas de solución de la problemática indígena, que promueva el respeto de sus derechos territoriales y ancestrales.

Resultó novedoso que en resolución del 20 de diciembre de 2004, nuevamente, la Asamblea General de la ONU, proclamó el Segundo Decenio Internacional de los Pueblos Indígenas (2005-2015), bajo la consigna: “Una década para la acción y la dignidad”. A partir de ello, se decidió seguir con la celebración de este día.

Hoy han transcurrido más de tres décadas de estas primeras acciones de Naciones Unidas, y el compromiso de los países en el continente americano se ha venido materializando según la dinámica política de cada nación, particularmente en Venezuela pese al reconocimiento de los derechos constitucionales de los pueblos indígenas de 1999, los avances han estado condicionados por la militancia político-partidista que manipula las situaciones de pobreza en que se encuentran las comunidades indígenas para lograr sus intereses.

Lamentamos profundamente que ciertos líderes nativos en funciones de gobierno de turno, solo sirvan de guras decorativas de los actos oficiales y el protagonismo que debieron tener en la defensa de los derechos sociales, culturales, educativos y políticos los hayan cambiado por sus propios intereses, claros estamos que callaron ante la expropiación de territorios ancestrales avalando proyectos de destrucción como el Arco Minero, usurparon la representación de líderes nativos electos territorialmente, mientras que la miseria, el hambre, desidia y pobreza son las que reinan en las comunidades.

Este día internacional de los pueblos indígenas solo nos recordó la mora en que se encuentra el Estado venezolano con las comunidades ancestrales en materia de políticas públicas efectivas, así como la necesidad imperante de renovación de los líderes indígenas con una visión más colectiva que individualista, estamos seguros que la sabiduría ancestral en conexión con nuestra acción cotidiana y amor por la madre tierra, permitirá una salida justa ante esta situación que nos indigna a todos.

LEA ADEMÁS
Loading...
COMENTE