Maracaibo, Venezuela -

Mundo

Vaticano promueve investigación paralela por muerte dudosa de cura argentino

miércoles 12/10/2016
6:33 PM
  • AFP / Foto: agencia

  • @versionfinal

  • Archivo

El Vaticano, a pedido del papa Francisco, designó a un enviado especial para que conozca los detalles de la “muerte dudosa” de un sacerdote de la provincia de Tucumán, que apareció ahorcado en la parroquia la semana pasada, tras denunciar a narcotraficantes.

“Vinimos a ver cuál es la realidad para transmitírsela al papa, que es un pastor de su Iglesia y está muy preocupado por el tema”, dijo este miércoles el abogado Mario Baudry, quien trabaja junto al nuncio apostólico Emil Paul Tscherrig y fue enviado a Tucumán por el Vaticano, citó el diario La Nación.

Juan Viroche, de 46 años, fue hallado el pasado 5 de octubre ahorcado en la parroquia de La Florida, a 70 kilómetros al sur de la capital de la provincia de Tucumán, al norte de Argentina.

El episodio conmovió a los tucumanos y enseguida empezó un cruce de declaraciones entre fiscales y clérigos locales dando versiones encontradas sobre un suicidio u homicidio.

Cientos de pobladores de La Florida, un pueblo de 6.000 habitantes, se concentraron los días posteriores frente a la iglesia para reclamar “justicia”.

Baudry recalcó que el interés principal es “conocer cuál es la situación de la causa, queremos saber nada más que la verdad”, indicó el abogado tras reunirse con las máximas autoridades de Tucumán, una provincia al norte de Argentina.

Al ser consultado sobre la hipótesis del Vaticano acerca de la muerte de Viroche, Baudry dijo: “Es un sacerdote que se suicidó, lo suicidaron o fue un homicidio, entonces hay que buscar la justicia”.

Según Baudry, “la preocupación del Papa obedece a que hay un sacerdote que murió en el interior de una parroquia y no existe en los anales de la Iglesia un caso en el que un sacerdote se haya suicidado en un templo“.

Agregó que “al margen de si fue un suicidio o si fue un homicidio, la preocupación pasa por el hecho de que se trata de un sacerdote que denunciaba a las drogas, a las mafias políticas, por lo que es lógico que (el Papa) esté preocupado”, dijo el abogado del nuncio apostólico.

También indicó que los sacerdotes de la zona con los que ha hablado estaban al tanto de las amenazas a Viroche.

Tan pronto se conoció la muerte del sacerdote, el fiscal Diego López Avila, que investiga el caso, estimó que “todo inclinaría a pensar, por lo que indica el estudio forense, que se trata de un suicidio”.

Pero al mismo tiempo, el fiscal general de la provincia, Gustavo Gómez, desestimó esa tesis: “El cuerpo fue encontrado con signos de tortura. Con golpes. Yo descarto el suicidio, su personalidad no daba para esa situación. No es un sacerdote común, es un hombre comprometido con la vida”.

LEA ADEMÁS
Loading...
COMENTE