Maracaibo, Venezuela -

Mundo

Primera ministra de Perú denunció un posible “golpe de Estado parlamentario”

La primera ministra también declaró que "es inaceptable que hayan revelado información privada", sobre las transferencias de dinero que hizo Kuczynski

viernes 16/03/2018
1:43 PM
  • AFP

  • @karolina_chnf

  • Referencial

La presidenta del Consejo de Ministros de Perú, Mercedes Aráoz, denunció hoy que un sector opositor del Congreso pretende dar “un golpe de Estado parlamentario” con el pedido de vacancia contra el mandatario, Pedro Pablo Kuczynski, debido a sus presuntos vínculos con la empresa brasileña Odebrecht.

“Hay una posibilidad de un golpe de Estado parlamentario. No es porque sólo se quieran tumbar (destituir) al Presidente, sino el fiscal de la Nación, al Tribunal Constitucional, tomar todo el poder, inclusive nos limitan la capacidad de tener el voto de confianza”, expresó Aráoz a los periodistas.

En opinión de la también legisladora, los promotores de la vacancia “quieren tomar todo el poder desde el Parlamento”.

El pedido de destitución fue planteado por diversas bancadas opositoras en el Parlamento y ayer se acordó su debate con el apoyo de la fujimorista Fuerza Popular y las bancadas izquierdistas Nuevo Perú y Frente Amplio, además de Alianza para el Progreso, y los partidos Aprista y Acción Popular.

La primera ministra también declaró que “es inaceptable que hayan revelado información privada”, sobre las transferencias de dinero que hizo Kuczynski en los últimos años a su exabogado y actual legislador Gilbert Violeta y a su chofer personal.

“Parece que tienen miedo de que algo vaya a pasar y que no ganen la vacancia”, expresó Aráoz.

De acuerdo a un informe de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), Kuczynski transfirió 89.182 dólares a Violeta y más de 600.000 dólares a su chofer José Luis Bernaola entre 2005 y 2016.

La primera ministra afirmó que la comisión parlamentaria que investiga el escándalo Lava Jato en Perú, a la que se entregó ese informe de la UIF, está demostrando “sesgos, malas intenciones y uso de información reservada con fines políticos”.

Precisamente, Kuczynski declara hoy a la comisión Lava Jato en Palacio de Gobierno sobre su presunta participación en las licitaciones ganadas por Odebrecht durante el Gobierno de Alejandro Toledo (2001-2006), en el que ocupó los cargos de primer ministro y titular de Economía.

Toledo es investigado por presuntamente haber recibido un soborno de 20 millones de dólares por otorgar las licitaciones a Odebrecht.

Mientras, Kuczynski debe responder por supuestamente haberse beneficiado con los 782.000 dólares facturados a Odebrecht por trabajos de su consultoría Westfield Capital entre 2004 y 2007, mientras la empresa era administrada por el empresario chileno Gerardo Sepúlveda.

Asimismo, sobre los contratos por asesoría financiera suscritos por él o sus empresas con Odebrecht, y los presuntos aportes y donaciones recibidos de compañías brasileñas en las últimas campañas electorales.

LEA ADEMÁS
Loading...
COMENTE