Maracaibo, Venezuela -

Mundo

ONU pide a los países de la UE mayor implicación en la crisis del lago Chad

jueves 08/09/2016
8:04 AM
  • EFE

  • @versionfinal

  • Archivo

La ONU pidió hoy a los países de la Unión Europea (UE) mayor implicación para resolver la crisis en la cuenca del lago Chad, donde 9,2 millones de personas necesitan asistencia humanitaria urgente y 6,3 millones tienen dificultades para conseguir alimentos a consecuencia de la violencia de Boko Haram.

“Pido a la Comisión Europea que promueva entre los Estados miembros mayor compromiso en el ámbito de las relaciones bilaterales para contribuir a la solución de la crisis”, declaró el coordinador humanitario de Naciones Unidas para el Sahel, Toby Lanzer, durante una rueda de prensa en Bruselas.

El representante del organismo internacional puso como ejemplo la donación de 9 millones de euros del Ministerio de Cooperación belga a la región africana y afirmó que, si todos los demás socios comunitarios proporcionaran la misma cantidad, Unicef, la OMS y el Programa Mundial de Alimentos “podrían hacer mucho más”.

Pese a la llamada de atención a los Estados miembros, Lanzer reconoció que la alta representante de la Unión para la Política Exterior, Federica Mogherini, ha puesto el acento sobre el Sahel durante el último año y medio, en particular sobre Níger, Mali y Senegal.

El coordinador de la ONU también se dirigió al conjunto de la comunidad internacional, incluido el Banco Mundial y el Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente, para solicitar su contribución a la resolución de la crisis.

Si bien en la actualidad la mayoría de los refugiados llega a Europa desde Oriente Medio, el representante de Naciones Unidas aseguró que la situación en Chad, Mauritania, Senegal, Mali, Níger, el norte de Nigeria y Camerún provocará inmigraciones masivas si no se pone fin a la problemática.

“La venenosa combinación de pobreza abyecta, extremismo violento y cambio climático forzará a más personas a abandonar la región y muchas de ellas se dirigirán al norte”, comentó Lanzer.

En ese sentido, subrayó que para el año 2040 la región del Sahel, en la que se encuentran los países afectados por la crisis, y Nigeria, tendrán una población total de 700 millones de habitantes.

“Sin duda veremos un crecimiento en el número de llegadas de personas desde las regiones más pobres del mundo, salvo que todos nos impliquemos en ayudar a estabilizar el área”, explicó el representante del organismo internacional.

Lanzer subrayó que el “nivel de sufrimiento” en el noreste de Nigeria y el sudeste de Níger no se había detectado “nunca antes”, ni siquiera en sus visitas a Darfur, Chechenia y Sudán del Sur.

Además, recalcó que alrededor de 2,5 millones de personas en la región se han visto obligados a abandonar sus hogares por la violencia del grupo terrorista Boko Haram, que impide a los ciudadanos desplazarse con libertad por el territorio.

Lanzer puso como ejemplo la ciudad nigeriana de Maiduguri, con una población de un millón de personas, que ha recibido 1,5 millones de refugiados durante los últimos meses.

Asimismo, indicó que durante su visita a la localidad de Monguno, también en Nigeria, había personas tumbadas en el suelo porque no tenían energía para caminar.

“Como comunidad internacional podemos reforzar nuestra cooperación con las autoridades nigerianas o asistir a una hambruna como nunca antes se ha visto”, concluyó Lanzer.

Lanzer también precisó que se han detectado tres casos de poliomielitis en el noreste de Nigeria, tras dos años de ausencia.

LEA ADEMÁS
Loading...
COMENTE