Maracaibo, Venezuela -

Mundo

Mujica: las derrotas de la izquierda son “hijas de sus divisiones”

El exgobernante uruguayo declaró que la "España franquista" o la "Alemania nazi", entre otros episodios históricos, ocurrieron porque "la izquierda se dedicó a luchar entre sí más que luchar contra la derecha"

lunes 19/03/2018
6:24 PM
  • EFE

  • @versionfinal

  • AFP

El expresidente uruguayo José Mujica dijo este lunes en Brasil que las derrotas de la izquierda son “hijas de sus divisiones” internas y afirmó que América Latina tiene que aprender que “sin unidad no hay poder a la larga“.

Nosotros los de izquierda también cometemos errores, también nos equivocamos. No queremos aprender que las derrotas de la izquierda son hijas de sus divisiones”, expresó Mujica en un acto con el expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva en la localidad fronteriza de Santana do Livramento, al que también asistió el exmandatario ecuatoriano Rafael Correa.

El exgobernante uruguayo (2010-2015) y ahora senador declaró que la “España franquista” o la “Alemania nazi”, entre otros episodios históricos, ocurrieron porque “la izquierda se dedicó a luchar entre sí más que luchar contra la derecha”.

“Tenemos que aprender en toda América Latina que sin unidad no hay poder a la larga y que nadie tiene la verdad total”, apuntó durante el evento, enmarcado dentro de la gira que Lula inició hoy por el sur de Brasil.

Mujica comentó que, en su lucha por la igualdad, tienen el “deber de vivir como vive la mayoría” del pueblo latinoamericano, y no como vive “la minoría privilegiada”.

En este sentido, instó a los partidos progresistas a “cuidar enormemente la conducta y la vida de la gente que los representa”.

También denunció que en los actuales Gobiernos de la región ha habido “cambios fuertes”, pues, en su opinión, “la economía se impone a la sensibilidad social“.

“Tenemos una América Latina que está volviendo al crecimiento y que no se pregunta cómo le va a su pueblo. Hay que crecer económicamente, ¿pero quién se ocupa de repartir? ¿y sobre todo, vivirá más feliz la gente?”, declaró en su intervención.

Igualmente afirmó que ve a los países y sociedades “crispadas, razonando en blanco y negro”, una “confrontación” que no conviene a nadie y que se resuelve aprendiendo “a tolerarse y negociar todo lo necesario”.

“Pero lo principal es que la gente viva con tranquilidad. Ese es el desafío que tenemos hoy en Latinoamérica. Está el Twitter y el Facebook, cualquiera puede decir cualquier cosa y no creo que se puede progresar con odio. Con odio se retrocede”, aseveró.

En el acto también participó la expresidenta brasileña Dilma Rousseff, destituida a mediados de 2016 por el Congreso por irregularidades en el manejo de los presupuestos.

LEA ADEMÁS
Loading...
COMENTE