Maracaibo, Venezuela -

Deportes

Elvismar Rodríguez entrena en Japón “para subir el nivel y estar a tope”

La criolla ganó oro en la categoría de -78 kilogramos de los Bolivarianos de Santa Marta

martes 14/11/2017
5:50 PM
  • EFE

  • @versionfinal

  • EFE

La judoca venezolana Elvismar Rodríguez aseguró que vive en Japón desde agosto pasado con el objetivo de subir su nivel, “estar a tope siempre” y mejorar “poco a poco” para llegar bien a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

“Es un cambio drástico el paso de entrenarme en Venezuela o en Europa, a Japón. Voy a las competencias y campos de entrenamiento para subir el nivel, cada vez entrenando fuerte y poniéndole más, para así mejorar y estar a tope siempre”, dijo en una entrevista con Efe en la caribeña Santa Marta, donde se disputan los XVIII Juegos Bolivarianos.

Rodríguez, nacida hace 20 años en Puerto Ordaz y ganadora del oro en la categoría de -78 kilogramos de los Bolivarianos de Santa Marta, agregó que la adaptación a la vida en Japón no ha sido sencilla pero manifestó que mira la situación de manera positiva porque considera que es un paso importante para cumplir sus sueños.

“Para mí es muy difícil porque yo estoy sola allá, solamente estoy con japoneses y dos costarricenses. Estoy estudiando el idioma, es muy difícil pero ahí estoy practicándolo. Me toca levantarme todos los días súper temprano, la comida es súper diferente, pero bueno, no soy mala boca y la verdad me gusta”, detalló.

La judoca venezolana, tercera en la clasificación mundial de su peso (70 kilos), aseveró que cuando uno tiene un sueño tiene que “hacer lo que sea para conseguirlo” y reiteró que por eso trabaja en Japón “siempre con buena mente, mente positiva siempre para triunfar”.

En ese sentido, afirmó que en los meses que lleva viviendo en Japón ha mejorado las resistencias y el trabajo en algunas técnicas.

“Ya me queda trabajar un poco más en el waza, mejorar esa técnica porque los japoneses son muy fuertes y esa es una de mis debilidades. Son cosas que uno va aprendiendo poco a poco y a medida que va pasando el tiempo”, añadió.

La judoca sudamericana también disfruta mucho del deporte que practica y que eligió cuando era más joven y practicaba muchas disciplinas, pero su padre le dijo que si se preparaba para todas al final no iba a desempeñarse con éxito en ninguna.

“Decidí quedarme con el judo. La verdad me gusta, lo disfruto siempre, cada vez que lo hago, y es eso, disfrutar lo que haces, lo que amas, así me pasa y bueno, aquí estoy en el judo”, aseveró.

Por otra parte, Rodríguez compitió en los Juegos Bolivarianos en la categoría de -78 kilogramos por decisión del cuerpo técnico que buscaba obtener la mayor cantidad de oros para su país en las justas y destacó que de haber competido en -70 hubiera disputado la final con la colombiana Yuri Alvear, número uno de la clasificación mundial de su peso.

“Si llegaba a final iba a ser con Yuri una pelea muy fuerte. Con ella nos conocemos desde hace mucho tiempo, las dos somos 70 y sé que es fuerte, sé que ahí iba a estar dura la medalla. La verdad es que los entendí y el resto del equipo también entendió a los técnicos. Estábamos buscando las mejores medallas”, explicó.

De igual manera, dijo que compitió en sus últimas peleas de este domingo con un esguince de los ligamentos de la rodilla derecha, sufrido en la primera lucha contra la ecuatoriana Vannessa Chala.

Asimismo, manifestó que el éxito de Venezuela en las competencias de judo de los Bolivarianos ha estado en que sus deportistas lucharon antes en campeonatos como el Mundial juvenil y los Grand Prix, así como se prepararon en República Dominicana, donde encontraron campos de entrenamiento con judocas de otros países.

“Se agarró esa confianza que necesita el atleta cuando va a competir con otro país porque no es igual llegar sin haber competido y competir acá, a que ya hayas competido en torneos anteriores y ya tengas esa seguridad y capacidad para desarrollar aquí tu mejor judo y controlar tus nervios”, explicó.

Rodríguez, que con 20 años ya cuenta con dos bronces en los campeonatos panamericanos de judo de La Habana (2016) y Ciudad de Panamá (2017), prevé regresar a Japón la próxima semana para disputar las últimas competencias del año y seguir compitiendo en las pruebas de ciclo olímpico con miras al oro en Tokio 2020.

“Me queda ya solo recuperarme de mi rodilla, tratarla porque tengo el Grand Slam de Tokio el mes que viene. Me queda también el Masters, esas son las dos últimas competencias del año. Y seguir preparándome para todo el ciclo olímpico, para llegar bien a los Juegos Olímpicos y así estar siempre bien”, concluyó.

LEA ADEMÁS
Loading...
COMENTE